Última hora

Última hora

Kim Jong-Il, un líder rodeado de misterio

Leyendo ahora:

Kim Jong-Il, un líder rodeado de misterio

Tamaño de texto Aa Aa

El líder norcoreano fue un perfecto desconocido dentro y fuera de las fronteras de su país. Un misterio que le gustaba cultivar tanto como el culto a su personalidad.

Alérgico a los viajes, solo hizo dos visitas oficiales a China y a Rusia. Nunca pronunció discursos en público y sus compatriotas no llegaron a conocer el tono de su voz. Difícil por tanto establecer qué elementos de su vida pertenecían a la realidad y cuáles a la leyenda.

Hasta su nacimiento es un misterio. Según archivos soviéticos nació en Siberia en 1941 durante el exilio de Kim Il-Sung, su padre, pero la versión oficial sitúa su nacimiento en una cabaña en el monte Paektu el 16 de febrero de 1942.

Tras su graduación en 1964, Kin subió los escalones del Partido Coreano de los Trabajadores y fue designado oficialmente sucesor de su padre en 1980. Pero fue en 1991 cuando tomó el control del Ejército, cuando se hizo con los verdaderos resortes del poder.

En 1994, cuando murió su padre, todo estaba previsto para la sucesión, que se consumó tres días después del fallecimiento del fundador de Corea del Norte. Se inauguró entonces una especie de dinastía comunista.

Durante todo su reinado, el pueblo norcoreano ha sufrido graves problemas de hambruna. El país depende totalmente de las ayudas humanitarias para alimentarse, debido al estancamiento de una economía poco industrializada y a la insuficiente producción agrícola, pero también a las importantes sumas destinadas a armar el país, que en la actualidad sigue sin haber firmado la paz con Corea del Sur.

Pese a todo, Kim Jong-Il sorprendió al mundo cuando en junio de 2000 dió un paso para mejorar las relaciones con Seúl y recibió a Kim Dae Jung durante una cumbre histórica en Pyongyang.

Posteriormente, las negociaciones para la reunificación prosiguieron sin resultados concluyentes.

Kim Jong-Il apostó también por el arma nuclear provocando un pulso con Estados Unidos que concluyó con el abandono por parte de Pyonyang de su programa, a cambio de ayudas económicas y garantías de no agresión por parte de Washington.

Con reputación de inteligente y divertido y muy al corriente de lo que sucedía en el mundo según los pocos que llegaron a conocerle, Kim Jong Il era ante todo un vividor.

Se le atribuyen 17 hijos, nueve de ellos ilegítimos de varias mujeres

En septiembre de 2010, su hijo menor, Kim Jong-un fue ascendido a general y presidió junto a su padre el desfile militar que conmemoraba el 65 aniversario del partido comunista norcoreano. Dentro y fuera de las fronteras norcoreanas se percibió como una señal clara de que ya había designado a su sucesor para perpetuar la dinastía coreana.