Última hora

Última hora

Erdogan rechaza la ley francesa sobre el genocidio armenio

Leyendo ahora:

Erdogan rechaza la ley francesa sobre el genocidio armenio

Tamaño de texto Aa Aa

La actitud francesa es racista, fascista y tendrá consecuencias para las relaciones entre París y Ankara. En líneas generales, así ha valorado el primer ministro turco, Recep Tayip Erdogan, la ley sobre el genocidio armenio que anoche aprobó el senado francés por ciento veinticuatro votos a favor y ochenta y seis en contra.

Erdogan ha recordado, además, que si el presidente francés decide finalmente firmar esa proposición, tendrá que asumir las consecuencias, tanto diplomáticas, como económicas y culturales. El gobierno turco no descarta tampoco llevar a Francia ante el Tribunal de Estrasburgo por reinterpretar la historia y obstaculizar la libertad de pensamiento.

La prensa turca sataniza a Sarkozy

“Satán Sarkozy”, es uno de los titulares de este martes en la prensa turca, junto a una caricatura del presidente francés con cara de diablo. La condena a la polémica ley aprobada en Francia sobre el genocidio armenio es unánime. “Vergüenza histórica para Francia”, dice, por ejemplo, el progubernamental “Zaman”. “Sarkozy ha dado la espalda a la libertad y a Turquía por un puñado de votos”, afirma el periódico “Posta”.

En las calles de Estambul, la gente también muestra su enfado. “Es una ley contra la libertad de expresión. Una ley que apunta en una dirección, ignorando el resto. Por eso es mala”, dice un hombre. “Por supuesto que esta decisión va a repercutir negativamente en nuestras relaciones bilaterales. Mucha gente está protestando, y es normal. No hace falta ser chovinista”, reflexiona una mujer.

A pesar de la crispación general, varios periódicos hacen un llamamiento a la moderación. “El sentido común debe estar de nuestro lado”, titula el rotativo HaberTürk.