Última hora

Última hora

Un robot cuida de "Guernica"

Leyendo ahora:

Un robot cuida de "Guernica"

Tamaño de texto Aa Aa

Uno de los cuadros españoles más emblemáticos, “Guernica” de Pablo Picasso, se encuentra en la actualidad sometido a un sofisticado chequeo médico.

Cada noche, un robot, apodado Pablito, mediante una tecnología avanzada de fotografía infrarroja y ultravioleta saca decenas de miles de fotos del lienzo.

De esta manera, los expertos pueden apreciar rasguños no detectables al ojo humano:

“ Nunca lo habíamos hecho de una forma tan ambiciosa. Antes, solíamos sacar una foto general del cuadro, pero nunca estas micro-fotografías de distintas partes del lienzo. Luego las cosemos todas juntas para formar la mega-imagen “, dice Humberto Durán, experto en Conservación del museo Reina Sofía.”

El lienzo fue realizado por encargo del Gobierno de la República Española, para plasmar los horrores de la guerra tras el bombardeo de la ciudad vasca de Guernica en 1937.

Exceptuando las casi cuatro décadas que el cuadro permaneció en el Museo de Arte Moderno de Nueva York por expreso deseo del artista, el resto, no ha dejado de viajar.

“ Este trabajo ha tenido una vida muy complicada. Creo que de las obras de este formato, han experimentado seguramente los tiempos más duros en sus inicios, debido sobre todo a su naturaleza y a lo que representaba para el artista y la historia de su tiempo “, detalla el jefe del departamento de conservación del museo. Jorge García Gomez-Tejedor

En 1981, seis años después de la democracia, el Guernica fue devuelto a España. Desde 1992 ha permanecido el Museo Reina Sofía de Madrid de forma permanente. Aunque algunos, como el diputado del Grupo Vasco EAJ-PNV, Aitor Esteban, creen que el cuadro debería regresar al lugar donde fue creado,el País Vasco:

“ Las dificultades técnicas siempre siempre se han utilizado de excusa para no mover el cuadro, pero ha habido otros translados anteriores en la historia de pinturas tan importantes y difíciesl como ésta. Además, en la actualidad,este obstáculo es perfectamente superable. Lo que ocurre es que tenemos la sensación de que el Museo Reina Sofía tiene secuestrado el lienzo. “

Tanto en Bilbao como en el resto del mundo, Guernica sigue provocando fuertes sensaciones, 75 años después de su creación.