Última hora

Última hora

Grecia: los funcionarios en la picota

Leyendo ahora:

Grecia: los funcionarios en la picota

Tamaño de texto Aa Aa

Los empleados públicos, en el epicentro del terremoto desatado por la crisis de la deuda del Estado griego.

Desde 2010 protestan en las calles contra las medidas de austeridad de las que son junto con los pensionistas, los principales perjudicados.

De los empleados municipales a los militares, todos los trabajos que dependen de las administraciones públicas han pasado por la criba: bajadas de salarios, supresión de pagas extra, de días festivos, de la jubilación a los 50 años.

El presidente del principal sindicato de funcionarios enumeraba las quejas de los trabajadores del sector público en septiembre de 2011.

Kostas Tsikrikas:
“Los trabajadores ya no pueden aceptar más medidas económicas draconianas. Están sufriendo desde hace 22 meses, ya hemos perdido el 15% de nuestro poder adquisitivo.
Esto no está contribuyendo al final de la crisis, más bien la está empeorando”

Pero no es suficiente: la Troika exige una reducción del número de empleados públicos. En Grecia hay 700 mil para una población activa de cinco millones de personas.

Según el registro que el Gobierno presentó en abril de este año, 636 188 empleados públicos tienen el estatuto permanente de funcionarios, y 69.788 trabajan con otro tipo de contratos.

Grecia se ha comprometido a eliminar 150 mil puestos en la función pública en los próximos tres años.

Pero para hacer frente a la deuda, el Estado griego necesitará a sus funcionarios , sobre todo en el ministerio de Finanzas para la recaudación de impuestos y la lucha contra el fraude fiscal.

El pasado enero, el Gobierno publicó una lista de los grandes defraudadores. Deben 19 mil 900 millones de euros al Estado, 400 millones más que el pago correspondiente a un vencimiento de la deuda en marzo.

Pase lo que pase políticamente en grecia, la reforma del Estado griego es tan necesaria como colosal. Euronews ha hablado de ello con Panagiotis Karkatsoulis, alto funcionario del Ministerio de Reforma Administrativa y asesor clave de la UE en Grecia.

euronews:
Sr. Karkatsoulis, gracias por estar con nosotros. Incluso si Grecia estuviera dispuesta a cumplir con las reformas que exige la UE, ¿Cree que podrían conseguirlo en el plazo acordado?

Panagiotis Karkatsoulis:
En todo caso es algo muy necesario. No sé lo que va a suceder este mes, pero las reformas en la administración pública son muy necesarias, porque sin ellas, no podrá haber cambios económicos o financieros.

euronews:
¿Cuál es la prioridad? ¿para usted, que medida tendría el impacto más inmediato, la reforma fiscal?

Panagiotis Karkatsoulis:
Lo que falta es una estrategia , una visión de futuro en la que el Estado, el Estado griego, se proyecte en digamos uno o dos años.

El Estado griego está inmerso en una crisis profunda. Lo que se hace, se hace mal, y los rendimientos son lentos y caros.

Hace dos años adoptamos el llamado Memorando de Entendimiento para gestionar mejor los fondos europeos, pero no hemos visto que se adopten planes concretos, ni se han dado pasos concretos para cambiar la situación. Se han adoptado medidas por aquí y por allá, pero son medidas parciales, no estrategias completas, y los resultados son por el momento, muy pobres.

euronews:
La corruption y la ineficacia del sistema griego están tan enrraizados que parecen formar parte de la cultura del país. ¿Qué haría usted para cambiar esa cultura?

Panagiotis Karkatsoulis:
Mire, entiendo que ciertas actitudes que se han desarrollado en ciertas zonas donde hay poco o ningún control legal lleven a hablar de problema cultural…para cambiar las cosas se necesitaría una política global y una base muy sólida de compromiso por parte de los partidos en el Gobierno. También se requíere mucho esfuerzo y acciones coordinadas.

euronews:
Recientemente ha sido elegido mejor
empleado público del mundo en la categoría de administración internacional por un instituto estadounidense. Sin duda, una fuente de esperanza para sus compatriotas. ¿Cree que los actuales estereotipos sobre los griegos están desmoralizando a la población?

Panagiotis Karkatsoulis:

Por supuesto que hay estereotipos muy difíciles de llevar…pero hay muchas personas que están haciéndolo lo mejor que pueden en la administración pública y la prueba es que el Estado sigue vivo, si se me permite la expresión. Sigue siendo una estructura vertical que funciona gracias al trabajo de esos funcionarios.

Por otro lado, entiendo que no se puede hablar de cambios, de cambios enormes, si los políticos no están de nuestro lado, si no tenemos un compromiso político claro y un Parlamento que muestre su voluntad de aprobar determinadas leyes. Desde ese punto de vista, entiendo que hay un problema y cuanto antes se resuelva, antes se resolverá el problema político.

euronews.
Gracias por darnos su punto de vista.