Última hora

Última hora

El Kremlin aprieta las tuercas de la oposición

Leyendo ahora:

El Kremlin aprieta las tuercas de la oposición

El Kremlin aprieta las tuercas de la oposición
Tamaño de texto Aa Aa

Ésta podría ser una de las últimas manifestaciones pacíficas en Rusia según la oposición.

Pese a las protestas dentro y fuera del país, el partido del Kremlin ha adoptado por mayoría parlamentaria la nueva ley antimanifestaciones que reprime y castiga las protestas no autorizadas.

El maratoniano debate se prolongó durante más de 11 horas, debido a los cientos de enmiendas interpuestas por la oposición.

Estas son las principales medidas que contempla la ley:

Toda reunión no autorizada será castigada con una multa de unos 7.390 euros en vez de los 60 euros actuales para los participantes y el doble, algo más de 14.700 euros para los organizadores.

A título comparativo, la multa por proxenetismo en Rusia es de poco más de 12.300 euros y las violaciones de las normas de seguridad en las centrales nucleares rondan los 4.900 euros.

En un país con un sueldo medio de entre 400 y 600 euros, más que suficiente para desanimar a los activistas. Para los creadores de la ley no se trata de cercenar la libertad de la oposición, sino de responsabilizarla:

Valentina Matviyenko. Portavoz de la Cámara Alta del Parlamento: “El objetivo de la ley no es castigar ni atormentar a nadie. Está al alcance de cualquiera entender que si el organizador de una manifestación no hace su papel con sensatez y alguien resulta herido, tiene que asumir la responsabilidad por ello, ya sea con trabajos de interés general o con una multa. Aumentará el nivel de responsabilidad y de protección de la gente que va a una manifestación pensando que está en un lugar seguro, como de hecho, debería ser”

Blanco de una oleada de protestas sin precedentes desde su reelección, Putin quiere promulgar la ley antes de la gran manifestación que la oposición ha convocado para el 12 de junio.

Para la oposición, el texto es un nuevo instrumento de represión y además viola el artículo 31 de la Constitución.

Mijail Fedotov es titular del Consejo de Derechos Humanos adscrito al Kremlin. En el cargo desde 2010, Fedotov se ha mostrado muy crítico con la
nueva ley que establece multas considerables para castigar a participantes y organizadores de manifestaciones no autorizadas.

euronews:
Señor Fedotov, usted fue uno de los activistas pro derechos humanos que aconsejó al presidente Putin que vetase la ley recién ratificada en el Senado, ¿Por qué le aconseja que no la promulgue?

M. Fedotov:
Porque creo que el presidente tiene todas las razones para no promulgar una ley así. Para empezar, es el garante de la Constitución, de los derechos civiles y humanos, y creo que la decisión adecuada hubiera sido reparar el error del Parlamento, rechazar la ley y devolverla al Hemiciclo.

Hay que cambiar las leyes que se aplican a las manifestaciones. Hace poco, la Comisión de Venecia analizó nuestras leyes y nos hizo algunas recomendaciones…al final resultó un documento muy largo. Yo creo que deberíamos seguir al pie de la letra esas recomendaciones y avanzar en esa dirección, pero los cambios, las enmiendas adoptadas hoy nos llevan exactamente en dirección contraria.

Si queremos que nuestras leyes cumplan estándares europeos, hay que seguir las recomendaciones de la Comisión de Venecia.

Ir en dirección contraria implica alejarse de los estándares europeos.

euronews:
Desde la presidencia se ha dicho que la ley será vetada únicamente si no cumple los estándares europeos. ¿Cree que el caso?

M. Fedotov:
Basta con decir que esta ley confunde responsabilidad civil y criminal. De hecho, establece responsabilidades criminales para delitos civiles, y esa es la peor violación de todos los principios básicos del sistema judicial. Además, si se compara un delito cometido durante una manifestación y ese mismo delito cuando no se está en una marcha de protesta, la diferencia es de 6 mil euros. Es decir: si hieres a alguien o dañas alguna propiedad durante una manifestación, la multa es de 7.500 euros, si haces exáctamente lo mismo sin estar en una manifestación la multa ronda los mil euros. Creo que esta vez, nuestro Parlamento ha ido demasiado lejos.