Cerrar
Conexión
Por favor, introduzca sus datos de acceso

o Regístrese para obtener una cuenta

¿Olvidó su contraseña?

Skip to main content

El atentado suicida que ha matado a cuatro soldados franceses en Afganistán suena como una advertencia a Francia. La fecha elegida, la víspera de la primera vuelta de las legislativas francesas, muestra la voluntad de los talibanes de continuar presionando a París hasta la retirada total de sus tropas, a finales de año.

“Nuestra misión en Afganistán consiste en permitir a los afganos reconquistar lo antes posible su soberanía en el marco de una transición que debe ser ordenada pero rápida”, ha dicho el presidente francés, François Hollande.

Los cuatro militares franceses han fallecido durante una operación de control en la provincia de Kapisa, cuando un kamikaze hizo estallar la carga explosiva que portaba.

“En los próximos meses la fuerza francesa será un poco más frágil porque estará obligada a transitar, a desplazar al mismo tiempo tropas y material. Por desgracia habrá ataques y los talibanes no dirán ‘son franceses, les dejamos que se replieguen’, no, mientras puedan matar, golpear, mostrar su poder, lo harán”, ha dicho Pierre Servent, analista militar.

La retirada de las tropas francesas de Afganistán comenzará en julio y acabará a finales de año. Lo ha confirmado el presidente François Hollande, que ha dicho que los últimos acontecimientos no cambian nada.

Copyright © 2014 euronews

Más información sobre: