Última hora

Última hora

Mursi "el hermano musulmán" discreto

Leyendo ahora:

Mursi "el hermano musulmán" discreto

Tamaño de texto Aa Aa

Mohamed Mursi, candidato por defecto y sin carisma, ha sabido sacar partido de la todopoderosa máquina de los Hermanos Musulmanes para convertirse en figura imprescindible en la carrera presidencial.

Tímido y apocado, ha compensado su falta de atractivo personal dirigiéndose a los liberales y a los revolucionarios como el detractor más feroz de Mubarak.

Mohamed Mursi. Candidato a la presidencia de Egipto:
“Quiero expresar mi gratitud a todos los que han contribuido a este evento crucial que son las elecciones, a todos los que con sus manos o con sus palabras han contribuido a que tomemos un nuevo camino que nos llevará a un nuevo Egipto. Por la revolución y los revolucionarios.”

Como en un país conservador el voto islamista está ganado, el presidente del Partido de Libertad y Justicia ha puesto sobre la mesa sus credenciales de lucha contra el régimen, el combate que le costó seis meses de cárcel en 2006.

La implantación de los Hermanos Musulmanes en los barrios populares ha hecho el resto, aunque ciertos electores le han votado con cierta reserva.

Mohamed Wanees. Elector:
“Votaré por el doctor Mursi, aunque tengo dudas sobre las políticas de los Hermanos Musulmanes. Esperamos que en el futuro lo hagan mejor, que escuchen a la gente y que no tomen decisiones por su cuenta, y con la ayuda de Dios, la situación será mucho mejor”

Hijo de campesino, Mursi nació en 1951 en el delta del Nilo. Ingeniero con un doctorado de la Universidad del sur de California, Mursi está casado y tiene cinco hijos, dos de ellos con nacionalidad estadounidense. Se considera como un hombre del aparato político de la hermandad, dominada por los conservadores.