Última hora

Última hora

Cumplir objetivos: de la investigación al negocio

Leyendo ahora:

Cumplir objetivos: de la investigación al negocio

Tamaño de texto Aa Aa

¿Cómo conseguir ayuda financiera para una pyme europea especializada en investigación? En primer lugar, hay que ser capaz de identificar claramente las necesidades, saber hacer valer el potencial, y encontrar los socios adecuados. Para todo ello, como van a ver, hay una red europea que puede ser muy eficiente.

En Rostock, en Alemania, la empresa Neuroproof analiza la actividad eléctrica del cerebro gracias a chips conectados a las neuronas de los ratones, propone modelos de la actividad eléctrica y los vende a laboratorios que desarrollan por ejemplo medicamentos para luchar contra enfermedades del sistema nervioso.

En 2007 arrancó con cuatro personas. Ahora tiene 17 empleados y una cifra de negocio que se ha ido duplicando cada año.
Buenos resultados conseguidos a fuerza de trabajo por supuesto, y también gracias a la ayuda gratuita de una red de expertos europeos, que facilitaron el trabajo a Alexandra Voss, Directora Científica de la empresa. “Con la Red Europea, encontramos socios para convocatorias específicas. En esas convocatorias, establecimos modelos con nuestro método. Tuvimos un proyecto relacionado con el dolor, y establecimos un modelo basado en el dolor, un proyecto que trabajaba con células madre, y establecimos modelos para células madre. Realmente nos han ayudado a encontrar los socios correctos para este tipo de proyectos.”

Y gracias a sus socios, la empresa ha participado en proyectos de investigación y conseguido casi un millón 400.000 euros de ayuda, esencialmente europea. Proyectos que han permitido poner a punto su tecnología. “No habríamos podido centrarnos en establecer nuevas tecnologías en nuestros métodos como las células madre humanas, como modelos transgénicos y ese tipo de cosas. Porque consumen mucho tiempo y trabajo, y dinero, necesitas proyectos con socios internacionales para eso.”

Y hoy, Alexandra sigue colaborando con Frank Graage, uno de los 3.000 expertos de la Red Europea para las Empresas, que explica el reto que supone para ellos el asesoramiento. “Hoy en día, la aplicación es mucho más avanzada. Ahora, saben exactamente a qué áreas se dirigen, a qué mercados. Hoy, tenemos que buscar diferentes perspectivas para ayudar a las empresas. Ahora buscamos mucho más a socios. Y no tanto socios de investigación.”

Ahora que la tecnología funciona ella misma ha contratado a tres personas con el objetivo de desarrollar el negocio. “Para mí, las claves del éxito son: encontrar socios internacionales para desarrollar el negocio, para el desarrollo científico. Y, más importante: tener a tu gente contenta.”