Última hora

Última hora

Monitorizando el Alzheimer

Leyendo ahora:

Monitorizando el Alzheimer

Monitorizando el Alzheimer
Tamaño de texto Aa Aa

Peinarse, un momento de intimidad en la vida de Jean. Enfermo de Alzheimer, este hombre de 88 años es grabado las 24 horas del día. Tras 8 meses de video-vigilancia Jean Comettí se ha acostumbrado a las cámaras.

“Para mi esto es útil. Para los niños también. Así saben si algo sucede”, señala Jean.

La cámara se activa si detecta algún movimiento sospechoso. Inmediatamente un operador es alertado y verifica si la persona corre peligro.

“La imagen se muestra y es desencriptada. La secuencia a tiempo real permite ver lo que está ocurriendo en la habitación. En cuanto sabemos que hay una persona en el suelo, no hay necesidad de preguntarse si esa persona está realmente en el suelo de su salón. Vemos lo que sucede y, por lo tanto, tenemos una capacidad de intervención hiper rápida”, señala Richard Saccone, responsable del servicio.

La hija de Jean, Dominique es quien tuvo la idea de instalar este sistema de video-vigilancia con atención integral para la enfermedad de su padre. El gasto supone la mitad de lo que supondría ingresarle en un centro.

Dominique vive a varios kilómetros de su padre. La video-vigilancia le permite continuar con su trabajo.

Existen otros sistemas menos intrusivos que el vídeo como el reloj con geo-localización a través del GPS.

“Se trata de pulseras que detectan las caídas. Es una solución muy eficaz para saber si el anciano se ha caído en su casa”, señala el experto en geolocalización Laurent Levasseur.

Pero todos los dispositivos actuales tienen un problema ya que se basan enteramente en internet. Si éste falla los dispositivos dejan de funcionar también.

Más de hi-tech