Última hora

Última hora

Los coches del futuro, más inteligentes y seguros

Leyendo ahora:

Los coches del futuro, más inteligentes y seguros

Tamaño de texto Aa Aa

Para muchos europeos las vacaciones empiezan en la carretera y no siempre terminan bien. Más de 30.000 personas mueren y un millón y medio resultan heridas cada año en accidentes de tráfico en la red de carreteras europeas. ¿Pueden las nuevas tecnologías hacer nuestras carreteras más seguras?

En Croacia, que espera unirse a la Unión Europea en 2013, un proyecto europeo prueba coches equipados con un sistema de llamada de emergencia, que permitiría pedir ayuda inmediata a los servicios de emergencia en caso de accidente grave, pudiendo salvar vidas. Ante Sarjanovic dirige el proyecto del HAK Hrvatski Autoklub: “Este no es un coche normal: está equipado con el dispositivo eCall, capaz de realizar una llamada especial, activada manualmente o automáticamente por la unidad situada en el coche. Si estamos siendo testigos de un accidente serio en el otro lado de la carretera, podemos parar y presionar el botón del eCall.”

El dispositivo de comunicación hace una llamada telefónica al 112, número de emergencias europeo. Mientras el conductor habla con un operador como Goran Ostojic, el dispositivo eCall envía las coordenadas GPS para localizar el lugar del accidente en el mapa. “Con este sistema, el tiempo requerido para conseguir todos los datos necesarios para la operación de rescate es mucho menor.”

Esta alerta inmediata podría reducir el tiempo de respuesta de los servicios de emergencia en un 50 por ciento. La ambulancia, los bomberos o la policía, ganarían tiempo para llegar al lugar del accidente con la ayuda del sistema, explica Pavao Britvic, coordinador nacional del proyecto HeERO: “Las víctimas de accidentes pueden sufrir mucho estrés y suelen ser incapaces de precisar dónde se encuentran. Este sistema sortea el factor humano. El momento y las coordenadas del accidente se envían automáticamente al centro del 112 evitando complicaciones innecesarias.”

La asociación croata Autoclub ofrece asistencia técnica y datos sobre el tráfico a los conductores. El sistema eCall les ayudará a prever atascos debido a los accidentes y eliminar las barreras del lenguaje. Una cuestión muy importante para algunos destinos vacacionales de Croacia, que reciben muchos turistas que no hablan el idioma local.

Los ingenieros trabajan en la compatibilidad de este sistema en toda Europa, para que la llamada pueda hacerse desde cualquier país. Los fabricantes de coches tendrán que integrar la tecnología en sus vehículos para activar la llamada de emergencia a la vez que el sistema de airbag en caso de accidente. “Para hacerlo automático, habría que conectarlo a los sensores del coche, para que los sensores pudieran activarlo. Hemos estado probando estos aparatos, durante nuestras pruebas en el laboratorio, lo estimulamos agitando la caja para ver si activa el eCall”, asegura Hrvoje Strepacki, líder del proyecto Ericsson Nikola Tesla.

Está previsto que el sistema funcione en toda la Unión Europea en 2015. Pero entonces, debería ser obligatorio en todos los vehículos que se vendan en la Unión.

Pero ¿pueden las nuevas tecnologías prevenir los accidentes, evitando situaciones peligrosas automáticamente?

Jan Schomerus, ingeniero investigador alemán, nos muestra un coche que no necesita conductor para girar, acelerar o frenar. Navega de forma autónoma utilizando sensores y un sistema de posicionamiento preciso. “Al presionar el botón, pongo el coche en modo automático, y empieza a conducir automáticamente, escaneando su alrededor buscando obstáculos, y si hay un obstáculo frena automáticamente.”

Los científicos europeos y fabricantes de coches han construido varios vehículos de prueba, con sistemas de conducción inteligente integrada que deberían hacer la conducción más eficiente, cómoda y segura.

Los investigadores utilizan simuladores de realidad virtual para estudiar la interacción entre el hombre y la máquina en varias situaciones de tráfico. Asegurar la confianza del conductor en el sistema automático es uno de los grandes retos para el coche inteligente del futuro. Determinar los límites, es la base, según Karsten Lemmer, Director del Instituto de Sistemas de Transporte: “Cuando se trata de la automatización, es importante determinar la mejor manera de cambiar entre manual y automático, y encontrar el reparto óptimo de tareas y responsabilidades entre el conductor y los sistemas técnicos del coche.

Martin Hummel, ingeniero de sistemas en Continental Automotive, nos muestra otro vehículo, esta vez con un sistema de copiloto que lee las señales de la carretera hasta los 60 metros, permitiendo al conductor girar sin manos en una autopista. “Cuando activo el sistema del copiloto, se ilumina el indicador en el panel y el coche empieza a tomar su camino automáticamente, siguiendo las señales para los giros.”

Si las curvas son muy pronunciadas el copiloto devuelve el control al conductor. El sistema automático puede mejorarse, con más funciones, para evitar obstáculos o cambiar de carril.

El radar ayuda al coche a mantener la distancia de seguridad. Ajusta la velocidad para evitar una colisión si el coche de enfrente reduce su velocidad o se para. De esta forma se puede automatizar la conducción, por ejemplo, en un atasco.

Los sistemas de copiloto inteligentes no estarán en el mercado hasta dentro de unos años. Mientras, los científicos y los fabricantes ponen todo su esfuerzo para avanzar en la buena dirección hacia los coches inteligentes del futuro.

http://www.ec.europa.eu/ecall

http://www.haveit-eu.org

http://www.heero-pilot.eu/

eCALL, HeERO and HAVEit projects are co-funded by the European Union