Última hora

Última hora

El regreso a escena de la reina del fado

Leyendo ahora:

El regreso a escena de la reina del fado

Tamaño de texto Aa Aa

En tan sólo una década, Mariza ha vendido un millón de discos y ha ofrecido más de mil conciertos en todo el mundo. Tras una pausa por su maternidad, la reina portuguesa del fado, ha reanudado la actividad con una gira europea que ha incluido el centro cultural Bozar en Bruselas.

Euronews, Isabel Marques da Silva:“Fado significa destino y las letras están muy asociadas a la melancolía y a la nostalgia. ¿Cómo se transmiten estas emociones a un público internacional que no conoce muy bien la cultura portuguesa ni el fado?”

Mariza:“El fado tiene esta cualidad mágica de cruzar fronteras y tocar las emociones más profundas del ser humano, jugando con ellas. Por eso creo que el lenguaje emocional del fado es un lenguaje universal”.

Mariza, de 39 años, empezó a escuchar a las cantantes de fado a los cinco, en la taberna de sus padres que se encuentra en el barrio lisboeta de Mouraria.

Mariza: “Me he pasado la vida viajando, con muchos viajes, y he conocido diferentes culturas, públicos diferentes, países que me han dado un “equipaje” internacional que hace que la mente se abra. Pero al mismo tiempo, vuelvo a Lisboa, a las tradiciones, a los barrios típicos, a mi río Tajo, a las sardinas asadas y a sentir el sol en la cara. Esto le da sentido a todo lo demás.

Euronews, Isabel Marques da Silva:“Eres conocida como la principal embajadora del fado y el fado fue reconocido por las UNESCO el año pasado. ¿Percibes ya el impacto de esto, desde el punto de vista de la divulgación del fado y de la cultura portuguesa? (El fado fue clasificado por la UNESCO como “Patrimonio cultural inmaterial de la humanidad” en 2011)

Mariza: “Yo lo veo más en el propio Portugal, en el sentido en que la gente ha empezado a prestar más atención al fado, para nutrirlo, cuidarlo, protegerlo y aprender de ello. La gente del país conoce su cultura y sus raíces , es un pueblo preparado para seguir adelante”.

Mariza es considerada la gran heredera de Amalia, que dio a conocer el fado a nivel mundial en los años 1950 y 60. Ella falleció en 1999, y Mariza lideró el homenaje nacional a la gran artista.

Mariza: “Creo que todos podemos usar su legado e intentar adaptarlo al mundo de hoy. Es la misma cosa, por ejemplo, que sucede en Estados Unidos cuando la gente joven toma canciones de Frank Sinatra y las canta. Es bueno porque es un legado cultural.”

Muy al tanto de las dificultades económicas y la situación social de Portugal, bajo un rescate de la troika, la artista cree que el país se recuperará. Para Mariza, una cultura de más de 900 años tiene que ser resistente.

Mariza: “Todos pasamos por momentos difíciles, es un proceso de aprendizaje. Obviamente, no es tan sólo Portugal que está pasando por esta fase, es mundial.”

El último disco que salió a la venta era muy tradicional, en contraposición con el anterior, muy ecléctico, con influencias latinas y africanas. Su sexto álbum saldrá a la venta en 2013, para el que Mariza promete una gran sorpresa.