Última hora

Última hora

Los griegos, pesimistas tras la aprobación del recortado presupuesto de 2013

Leyendo ahora:

Los griegos, pesimistas tras la aprobación del recortado presupuesto de 2013

Tamaño de texto Aa Aa

La espada de Damocles de los recortes ha caído de nuevo sobre el pueblo heleno. Fatalistas y pesimistas, los griegos han vuelto este lunes al trabajo, tras una semana de huelgas y protestas, que no han impedido que salieran adelante tanto el nuevo plan de austeridad como el riguroso presupuesto para 2013. “Estas medidas van a llevar a la pobreza a la mayoría de los griegos y, al mismo tiempo, están pensadas para responder a los intereses de los empresarios y que puedan seguir incrementando sus beneficios”, opina un funcionario. “No han dejado títere con cabeza. Han recortado por todas partes, todo lo que han podido, siguiendo órdenes dictadas desde el extranjero”, dice otro ateniense.

Los ministros de Finanzas de la zona euro van a discutir este lunes en Bruselas la situación helena. Entretanto, Grecia sigue a dieta. El Parlamento aprobó este domingo unos presupuestos muy recortados con los votos de los tres partidos de la coalición de Gobierno, liderada por Antonis Samaras. Frente al Parlamento, unas 15.000 personas se manifestaron contra lo que ya se veía como inevitable.

Atenas espera ahora conseguir un nuevo tramo de ayuda financiera de 31.500 millones de euros, aunque el ministro de Finanzas alemán, entre otros, ha dicho que la ayuda podría retrasarse aún más.