Última hora

Última hora

Río no quiere perder su parte del pastel petrolero

Leyendo ahora:

Río no quiere perder su parte del pastel petrolero

Tamaño de texto Aa Aa

La nueva distribución de los beneficios petroleros de Brasil aprobada en el Parlamento enfurece a Río de Janeiro y otros estados del sureste del país.

Decenas de miles de personas han salido a las calles en la ciudad carioca para pedir a la presidenta Dilma Rousseff que vete la ley para que no pierdan una parte importante de sus ingresos.

“El nuevo proyecto de repartición de beneficios hace no viable el Estado de Río de Janeiro en un momento en el que el país está registrando no solo crecimiento socioeconómico sino la apertura hacia inversiones extranjeras, particularmente el Mundial de fútbol y las Olimpiadas”, aseguraba un manifestante.

“Quitar parte de los beneficios del petróleo significa la bancarrota de los estados y localidades productores”, decía otro.

En los estados del sureste se encuentran los yacimientos petroleros más abundantes.

Río de Janeiro está realizando en la actualidad grandes inversiones en infraestructuras por los dos acontecimientos mundiales de 2014 y 2016, y para ello cuenta con el dinero del petróleo.

Algunas fuentes señalan que Rousseff estaría a favor de vetar, al menos en parte, la polémica ley.