Última hora

Última hora

Superar la discapacidad

Leyendo ahora:

Superar la discapacidad

Tamaño de texto Aa Aa

Según la ONU, cerca de 650 millones de personas en el mundo sufren una discapacidad. Y a pesar de los avances a nivel legislativo y educativo, en algunas países muchas de aquellas personas no tienen acceso a la educación, a un trabajo o a la seguridad social. Esta semana en Learning World nos centramos en aquellos proyectos que ofrecen oportunidades a gente con deficiencias y ayudan a superar los prejuicios y la discriminación.

China: sentirse libre gracias a la danza

Ya sea chachachá, salsa, o un vals, nada ni nadie impide a un grupo de jóvenes pekineses discapacitados divertirse en una pista de baile. Son miembros de la única escuela de danza para personas en silla de ruedas de China. Abierta en 2009 en Pekín, los bailarines se mueven con gracia y soltura a pesar de su discapacidad.

Se entrenan tres veces a la semana y compiten a nivel internacional. Pero esta actividad física representa algo más que una distracción ya que “bailar es bueno. Te da confianza, mejora tu agilidad y estimula tus capacidades”, explica Zhang Zhong, profesor de esta escuela.

Afganistán: la escuela para la ceguera

Unos 120 niños ciegos, la mayoría víctimas de la guerra de Afganistán, estudian en un centro de orientación profesional en Kabul. Pasan la mitad del día aprendiendo matemáticas, ciencias, literatura y otras materias mediante métodos táctiles.

Con el fin de prepararles a la vida laboral, durante la otra mitad del día, la escuela les ofrece orientación profesional. Pueden elegir clases de arte, de informática o realizar trabajos manuales como construir una escoba.

Sierra Leona: buenas vibraciones

Durante más de 30 años la escuela de St Joseph para niños con deficiencias auditivas ofrece una educación de calidad en Sierra Leona.

La escuela imparte el método reflexivo materno que fue pionero en los años 50 y 60 en un centro para niños sordos de Holanda. Esta técnica se basa en la capacidad de una madre de enseñar a su hijo a comunicarse.