Última hora

Última hora

Matrimonio gay: rompiendo tabúes

Leyendo ahora:

Matrimonio gay: rompiendo tabúes

Tamaño de texto Aa Aa

Amsterdam. Una pareja se casa en el Ayuntamiento…son dos hombres, pero eso no es lo que hace la ceremonia excepcional, sino la fecha: el uno de abril de 2011 marca el décimo aniversario de la legalización del matrimonio gay en Holanda.

El Alcalde de Amsterdam, que oficia la ceremonia, se congratula de esta realidad.

Eberhard van der Laan. Alcalde de Amsterdam:
“El matrimonio gay simboliza la igualdad independientemente de la inclinación sexual de las personas. Hasta hace diez años había una barrera enorme. Los homosexuales no se podían casar. Los que realmente saben lo que significa el matrimonio gay son ellos. Se ha derribado una barrera enorme”

Tras cinco años de reflexión, el Parlamento holandés legalizó en diciembre de 2000 este derecho reivindicado por los homosexuales desde la década de los 80. El tabú cae y otros países siguen los pasos de Holanda como Bélgica, dos años después.

En 2004 Massachusetts, en Estados Unidos aprueba la ley. Le seguirán 8 estados. En 2005 Canadá y España. Un año después Sudáfrica, Noruega y Suecia en 2009, Islandia, Portugal y Argentina en 2010. En 2012 tres estados de Brasil y Dinamarca.

Los legisladores fundamentan este derecho en el principio de la no discriminación, como en España, donde se han celebrado 25 000 bodas gays.

Pero en muchas ocasiones topándose con feroces opositores, como la Iglesia católica.

Muy poderosa en los países con tradición católica, la Iglesia de Roma movilizó a sus tropas, como aquí, en Madrid en 2008, cuando decenas de miles de manifestantes mostraron su oposición a la ley promovida por el Gobierno socialista.

Lo contrario de lo que hizo la Iglesia luterana de Suecia. Aunque se separó del Estado en 2000, acató la ley del matrimonio gay que entró en vigor en 2009 y permitió que se celebraran esas uniones en las Iglesias.

Una primicia mundial que el arzobispo de Suecia,
Anders Wejryd, explica así:

“Debido a varias razones: porque estamos en un país de tradición luterana y porque fue un asunto discutido y debatido en el seno de la Iglesia durante casi 50 años. Por eso estábamos preparados y avanzamos rápidamente”

Pero sigue siendo una excepción, incluso en los países protestantes. Para casarse por la Iglesia, sigue siendo necesario que haya un hombre y una mujer.

euronews:
Irène Théry, buenos días. Usted es una de las sociólogas que el Gobierno francés ha consultado para preparar el proyecto de ley sobre el matrimonio homosexual. Como yo, ha leído que un 60% de los franceses están a favor.

¿Porqué hay un debate tan apasionado? ¿Es Francia un país homófobo?

Irène Théry
“No creo para nada que Francia sea un país homófobo, las encuestas muestran lo contrario. Algo a destacar es que en las poblaciones rurales la gente se ha mostrado más a favor del matrimonio para todos que en las grandes aglomeraciones. También hay un gran componente generacional en el debate. Los menores de 50 años están de acuerdo tanto con el matrimonio como con la adopción. Los mayores de 50 y 60 no lo están tanto. El otro elemento que alimenta el debate es la voluntad de la Iglesia de convertir el tema en polémico”.

euronews:
Ha hablado usted de adopción. Como especialista en derecho familiar no se le escapa que los que se oponen al matrimonio homosexual y sobre todo a la adopción ponen sobre la mesa el equilibrio mental de los hijos. ¿Existe algún estudio sobre el tema en los países que ya han adoptado la ley como Holanda que lo hizo hace 12 años?

Irène Théry:
“La verdad es que no conozco en profundidad el caso de Holanda, pero he leído muchos estudios sobre la homopaternidad publicados que concluyen que los niños educados por parejas homosexuales no son ni más equilibrados ni menos que los demás, son iguales que los otros”.

euronews:
En relación a la Iglesia católica en Francia. España y Portugal son países muy católicos. Sin embargo, la ley sobre el matrimonio gay y sobre la adopción ha sido aprobada desde hace varios años. ¿Hubo tanto conflicto?

Irène Théry:
“En el caso de España, al principio, hubo mucha polémica. La actitud de la Iglesia católica fue la misma. Según los organizadores, un millón y medio de personas salieron a la calle en Madrid para protestar contra el matrimonio de personas del mismo sexo. 7 años después, España y Portugal no se plantean volver atrás. El país ha cambiado de Gobierno pero nadie se plantea cambiar la ley”.

euronews:
¿En los países que han aprobado el matrimonio gay, ha cambiado la percepción de la homosexualidad? ¿Ha habido muchas bodas y adopciones?

Irène Théry:
“El hecho de que no se haya disparado el número de matrimonios y de adopciones, en cierta forma, tranquiliza a la gente. Se dan cuenta de que el paisaje familiar no se ha desestabilizado. Eso es debido a que los homosexuales son una minoría, representan aproximadamente un 6% de la población. Y no todos tienen pareja, ni se casan, lo que hace que no representen un número importante en la sociedad.
Por otro lado, creo que la percepción de la homosexualidad cambia de forma radical cuando la gente ve matrimonios de personas del mismo sexo.
Nos damos cuenta de que hay parejas homosexuales con padres y abuelos y no parejas aisladas como nos las imaginamos. Hay varias generaciones que forman parte del entorno de estas parejas y que les quieren y comprenden el paso que están dando y esto tiene un efecto importante en la integración social”.