Última hora

Última hora

La aviación francesa marca la diferencia en Mali

Leyendo ahora:

La aviación francesa marca la diferencia en Mali

Tamaño de texto Aa Aa

La aviación francesa marca la diferencia en Mali. Lo testimonia los restos del material bélico que han abandonado a toda prisa las milicias salafistas en la ciudad de Diabali ante la inminente llegada del contingente francés y del Ejército maliense. Algo parecido ocurrió en la localidad de Douentza, que también había caído en manos de las milicias islamistas en su avance hacia el sur. En ambos casos, la llegada de las fuerzas francesas estuvo precedida de un severo castigo aéreo:

- “Los rebeldes aparcaron sus vehículos delante de mi casa”, relata un anciano de Diabaly. “Hice que se fuera mi familia, pero yo me quedé. Los aviones bombardearon el campamento rebelde y las camionetas que había delante de mi casa. Me desvanecí cuando cayó la primera bomba. Cuando me repuse, los aviones volvieron a pasar y hubo otra explosión. Desde entonces, me duele mucho la cabeza y tengo problemas de visión”.

El Ejército francés avanza con pies de plomo ante la sospecha de que los yihadistas hayan colocado trampas dejado combatientes mezclados entre la población. El gobierno maliense ha prorrogado por tres meses el estado de emergencia en todo el país.

- “Si este lugar refleja la violencia de los combates entre los militares franceses y malienses y los rebeldes, aquí, en Diabali, la liberación de la ciudad abre un nuevo capítulo de la operación ‘Serval’ y, en particular, en la reconquista del territorio maliense, que podría conocer eventos tan violentos como este”, decía nuestro enviado especial, Mali, François Chignac.