Última hora

Última hora

Amaño mundial en el fútbol

Leyendo ahora:

Amaño mundial en el fútbol

Tamaño de texto Aa Aa

Todo se dirigía desde Singapur. La trama corrupta de partidos amañados que este lunes destapó Europol tiene ramificaciones por todo el mundo, pero las órdenes se daban desde el sureste asiático. Los detalles se van conociendo con cuenta gotas, ya que la investigación sigue abierta, aunque se sabe que la red operó sobre al menos ciento cincuenta partidos en quince países diferentes. Hay más de cuatrocientos implicados, entre jugadores, entrenadores, árbitros y directivos. Se han practicado cincuenta detenciones y hay otras ochenta órdenes de arresto en marcha. En primera línea de fuego están Alemania, Inglaterra, Holanda y Turquía, aunque también hay otros países europeos, como Austria, Croacia, Eslovenia y Hungría,.

Europol calcula que la red mafiosa responsable de este fraude ha ganado por lo menos ocho millones de euros y que sólo en sobornos invirtió otros dos más.

“Es un día triste para el fútbol europeo”, decía el director de Europol, Rob Wainwright. “Ya sabíamos que el crímen organizado operaba en distintas actividades de la economía paralela. Y que afectaba a la sociedad y a los ciudadanos de muy diferentes maneras. Pero ésta es la primera vez que reunimos pruebas suficientes para afirmar que el crimen organizado también actúa sobre el mundo del fútbol”.

La prensa de todo el mundo se ha hecho eco de la noticia. Entre los partidos amañados había varios de clasificación para el Mundial y otros, también clasificatorios, de la Liga de Campeones. La manera de actuar era tan simple como efectiva. Desde Singapur se ordenaba amañar un encuentro. Un enlace de la trama sobornaba a los árbitros cómplices. Y acto seguido se hacían las apuestas ganadoras, principalmente a través de internet. Europol llevaba dieciocho meses investigando movimientos potencialmente fraudulentos.

Para hablar de todo ello, tenemos con nosotros a Sarah Lacarrière, encargada del proyecto sobre la integridad del deporte en Sport-Accord. Sarah ha participado recientemente en la redacción del “libro blanco” sobre el deporte “Apuestas deportivas y corrupción: cómo preservar la integridad del deporte”.

Euronews: “Entre los partidos que, según Europol, han sido amañados hay varios encuentros de Liga de Campeones. ¿Se puede decir que ha habido competiciones manipuladas?”  

Sarah Lacarrière: “Efectivamente, Europol está llevando a cabo una vasta operación que, de hecho, es la prolongación de la investigación al Bochum, que ya nos había desvelado que un determinado número de partidos habían sido arreglados. Y no sólo en la Liga de Campeones, sino también y sobre todo en competiciones domésticas. Así que, sí, ha habido encuentros manipulados en diferentes competiciones”.

EN: “¿Deberían sorprendernos estas revelaciones?”

SL: “Lo verdaderamente nuevo es el hecho de afirmar que hay una lista de personas, más de cuatrocientas, que han participado en este fraude. Y que esas personas son tanto deportistas, como árbitros, directivos, y obviamente delincuentes del crímen organizado. Ya hay organizaciones como la UEFA que están cooperando con las autoridades, sobre todo las alemanas para esclarecer el escándalo del Bochum. Es decir, que no, no es una verdadera sorpresa lo que está ocurriendo. Aunque es cierto, que esta red es más amplia que las demás”.

EN: “¿Piensa usted que a raíz de este caso puede ponerse en tela de juicio la integridad del fútbol?“ 

SL: “Tampoco hay que alarmarse hasta el punto de pensar que todos los partidos están amañados o que estas prácticas están generalizadas. Simplemente hay motivos para inquietarse, porque esto demuestra que el fútbol atrae también a diversos actores indeseados, entre ellos los criminales. Y como revela Europol, pero también los últimos escándalos descubiertos en Italia, son criminales organizados, que vienen de Asia y que tienen contactos con ciertas mafias balcánicas”.

EN: “La investigación de Europol levanta muchas dudas sobre el sistema de apuestas en el fútbol. ¿Este fraude demuestra sólo una falta de control asilada o la ausencia total del mismo?

SL: “Existe un mercado ilegal que se ha desarrollado utilizando las nuevas tecnologías. Y se alimenta de competiciones deportivas de todo tipo que tienen gran audiencia. No sólo se trata del fútbol. Los criminales también se sirven del tenis, el cricket y demás. Las apuestas se han generalizado y no sólo las legales, también las que operan en el mercado ilegal. Es ahí donde se deberían reforzar los controles y la cooperación entre las autoridades públicas de los Estados”.

EN: “Precisamente por eso uno puede preguntarse por qué el fútbol no se dota de un organismo anticorrupción, como la Agencia Mundial Antidopaje, por ejemplo?:

SL: “Actualmente ya hay recursos humanos y materiales integrados, pero ahora hay que ver cómo ponerlos en común. Y no sólo en el fútbol. Para luchar contra este fraude se tienen que implicar todas las partes, incluyendo a las casas de apuestas, porque juegan un papel muy importante y también deben responsabilizarse. De hecho, hay iniciativas que han sido puestas marcha recientemente por el Consejo de Europa que van en esa dirección.