Última hora

Última hora

Túnez amanece con una especie de ira contenida

Leyendo ahora:

Túnez amanece con una especie de ira contenida

Tamaño de texto Aa Aa

Con una sensación de tranquilidad. Así se ha despertado Túnez después del multitudinario funeral del líder opositor Chokri Belaid.

La despedida al nuevo mártir laico, asesinado a tiros el miércoles, puso punto y final a varios días de violentas protestas contra el Gobierno islamista de Ennahda.

Un partido que este sábado ha llamado a sus seguidores a salir a las calles para reivindicar la legitimidad de su poder y decirle a los que piden la dimisión del Ejecutivo que no van a retroceder.

“Espero que el cambio en la composición del Gobierno pueda calmar las tensiones que se viven en Túnez”, decía un vecino de la capital.

“Túnez ya no es el mismo país y, sinceramente y por desgracia, cuando veo a mi país en esta situación lloro”, añadía otra.

Ayer, el funeral se vivió con una especie de ira contenida. Las decenas de miles de personas que despidieron en el sur de la capital a Belaid manifestaron su indignación pero no utilizaron la violencia para mostrarla.

Solo hubo unos aislados enfrentamientos a las afueras del cementerio y en la zona de Sidi Bouzid, donde estalló la revolución y donde el viernes fueron quemadas las oficinas del partido islamista y de una ONG, también religiosa.