Última hora

Última hora

Hijos y padres en paro. La red familiar se resquebraja en Italia

Leyendo ahora:

Hijos y padres en paro. La red familiar se resquebraja en Italia

Tamaño de texto Aa Aa

La crisis económica golpea a Italia e impone su agenda política. Una de las prioridades del próximo Gobierno será el desempleo, el de los jóvenes, que no consiguen encontrar nada, y el de los mayores, que pierden sus trabajos y se quedan al margen de la sociedad. Todos los detalles en nuestro especial Italia 2013.

Salvatore habla cuatro idiomas. Ha trabajado en tres continentes y montó en Ecuador un restaurante italiano de lujo.

Sin embargo, ahora él, su mujer y su hijo de 20 meses, dependen de las ayudas de Cáritas para comer:

“En esta bolsa está nuestro “mes de supervivencia”. Lo que más me interesa es esto, los alimentos para nuestro bebé”

Salvatore es uno de los casi 2 millones 900.000 parados censados en Italia en Diciembre de 2012.

Esta cifra, que ha subido un 1.8% desde hace un año, preocupa a los expertos por sus posibles consecuencias…por ejemplo, el desplome de la red de solidaridad basada en las familias, un sistema que ya ha evitado lo peor en otros países del Mediterráneo.

Ian Ross Macmillan dirige el centro de investigación Dondena sobre dinámicas sociales, pertenenciente a la Universidad de Bocconi.

Ian Ross Macmillan:
“Para países como Italia, España y la mayoría de los Mediterráneos que se han apoyado en las familias como red de seguridad, las cosas cambiarían radicalmente si el paro afecta también a los mayores. Si hay paro entre los trabajadores más mayores, la red de seguridad cede completamente.”

Cuando el desplome de Lehman Brothers le dejó sin ahorros y tuvo que renunciar a sus proyectos en el extranjero, Salvatore volvió a Italia, se instaló en Milán y decidió empezar de cero.

Pero no contaba con la crisis económica, que le obligó a cerrar el restaurante que gestionaba para una gran cadena de restauración.

Ahora asegura que no encuentra trabajo porque tiene demasiada experiencia:

“A veces me dicen que es por la edad, a veces que es por mi currículo: con más de 20 años de actividad a mis espaldas, suponen que me van a tener que pagar un sueldo consecuente, parejo a esa experiencia, a esa profesionalidad”

La red de seguridad familiar parece más importante que nunca. Efectivamente, todos los indicadores muestran que los jóvenes necesitan cada vez más a sus padres para sobrevivir.

En la Zona Euro, la media de paro juvenil ronda el 24%. En Italia el paro de los menores de 25 ha aumentado cinco puntos porcentuales en un año y roza actualmente el 37%.
También se ha disparado el número de jóvenes que renuncian a necesidades básicas para llegar a finales de mes.

El vicedirector del Centro Dondena, Arnstein Aassve, ha llevado a cabo una investigación en la que no duda en calificar la situación de “desastre económico y social”, sobre todo debido a los posibles efectos a largo plazo.

Arnstein Aasve:
“Estos jóvenes no serán tan independientes financieramente como los de la generación precedente. Por tanto, todo se retrasa: encontrar un trabajo estable, comprar un apartamento, fundar una familia, tener hijos.”

Asegura además que este fenómeno desencadenará a corto plazo migraciones masivas de los jóvenes hacia países más ricos. En Italia, la brecha norte-sur se profundiza.

Aquí, en la región de Campania, el índice de paro entre los jóvenes ha alcanzado el nivel récord del 44%, lo que representa más del doble que en Lombardía. Además, los licenciados que consiguen encontrar trabajo ganan un promedio del 17% menos que sus colegas del norte del país. Es el caso de Raffaella, licenciada en Matemáticas en la Universidad Federico II de Nápoles:

Raffaella. Estudiante:
“Trabajé siete meses en un colegio privado con un salario de 600 euros mensuales. Y eso porque nos han impedido acceder a la enseñanza pública. hace poco salió un concurso, pero estaba reservado para los licenciados en 2002 y a los que ya tenían la habilitación. ¿Y a nosotros? ni nos han tenido en cuenta”

El índice de paro un año después de la licenciatura universitaria se ha duplicado desde 2007. En 2011 representaba el19%.

Roberta, antigua compañera de Universidad de Raffaella, ha tenido que resignarse a aceptar el primer trabajo disponible y a apartarse de su formación inicial.

Roberta. Estudiante:
“Soy licenciada en matemáticas con mención honorífica, he tenido que adaptarme a lo que me ha ido saliendo. Durante dos años, trabajé en una empresa”

En 2011 la contratación de licenciados por parte de las empresas rondaba el 12,5%; según estimaciones, esa cifra aumentará dos puntos de aquí a finales de año. Sobre ese pronóstico deberán fundar sus esperanzas Raffaella, Roberta y tantos otros jóvenes italianos.