Última hora

Última hora

Corea del Norte amenaza con un ataque contra EE.UU. y las islas del Pacífico

Leyendo ahora:

Corea del Norte amenaza con un ataque contra EE.UU. y las islas del Pacífico

Tamaño de texto Aa Aa

Corea del Norte ha puesto su artillería y sus unidades estratégicas de misiles de largo alcance en alerta de combate.
Estas unidades deben estar listas para atacar todas las bases militares estadounidenses en la región Asia-Pacífico incluidas las islas de Hawai y Guam, el continente norteamericano y Corea del Sur.

El comunicado del mando norcoreano dispara la retórica bélica de Pyongyang que libra además una guerra de propaganda contra Estados Unidos.

En este vídeo, la Casa Blanca y el Capitolio son destruidos por una simulación de bomba nuclear norcoreana.

Una amenaza virtual, porque Pyongyang no tiene la técnica requerida para lanzar un misil intercontinental capaz de golpear Estados Unidos. Se considera que Hawaï y Guam también están a salvo, en cambio los misiles de medio alcance podrían tocar sus bases en Japón y en Corea del Sur.

El pasado viernes Estados Unidos y Corea del Sur reforzaron su pacto de cooperación militar que contempla un mayor apoyo de Washington a Seúl en caso de provocación, aunque sea menor, por parte de Pyongyang. Un gesto que enfureció aún más a los norcoreanos que ya habían amenazado con atacar las bases estadounidenses en Japón y la base de la isla de Guam como respuesta a los vuelos de
bombarderos B-52 sobre la península coreana en el marco de las maniobras militares conjuntas.

La tensión no ha dejado de aumentar desde que el pasado 12 de diciembre, los norcoreanos lograran disparar un cohete transportando un satélite, un misil balístico según Seúl.

La prueba nuclear del pasado 12 de febrero, la tercera de Pyongyang, provocó un endurecimiento de las sanciones de la ONU, pero nada parece perturbar al régimen comunista.

Pak Kwang Ho. Delegado del tribunal Supremo norcoreano:
“Desde la guerra de Corea hemos sido sometidos a sanciones y presiones. Si es lo que quieren, vale. Pero francamente, el lanzamiento de nuestro satélite y las pruebas nucleares muestran la potencia de nuestra propia tecnología y nuestros recursos materiales. No estamos preocupados”

Según este exiliado norcoreano, que quiere permanecer en el anonimato porque su mujer y sus hijos están en Corea del Norte, las sanciones no lograrán doblegar al régimen porque la población está ya al borde de la hambruna.

La ayuda alimentaria dek Corea del Sur y Japón, dice, no llega nunca a la población puesto que se la apropian el ejército y la élite en el poder.