Última hora

Última hora

Michel Mirabal pinta las contradicciones de una bandera

Leyendo ahora:

Michel Mirabal pinta las contradicciones de una bandera

Tamaño de texto Aa Aa

Reinterpretar la bandera de Cuba, uno de los últimos temas de la obra de Michel Mirabal.

Artista plástico cubano entre los más reconocidos de su generación, nos habla de su trabajo en su estudio en La Habana.

“Intento tratar los problemas de Cuba actual a través de la bandera. Éste cuadro se llama huracán. Es una bandera cubana con alambres de púas. El huracán se lleva todo, se está llevando hasta el arroz, es arroz de verdad. El aire le da con fuerza al asta de la bandera.”

“Y éste por ejemplo se llama por la derecha y por la izquierda… Se llama así porque en Cuba existe una vía oficial, pero existe también una vía no oficial tan grande como la oficial. Por ejemplo, la cantidad de alimentos que te dan para un mes no alcanza y para poder llegar a fin de mes, tienes que comprarlo en el mercado negro.”

Ya sea con banderas o con personajes de La Habana, Mirabal maneja el simbolismo tanto para denunciar los males que sufre la sociedad cubana, como para afirmar el amor por su país.

“Es una pintura que tiene mucho significado. Son banderas de Cuba, banderas con alambres de púas y con flores. Las flores representan las cosas buenas y los alambres de púas las cosas malas. Entonces, como en toda nación, como en todo país, hay cosas buenas y hay cosas malas.”

Patriota y contestatario, Michel Mirabal escapa a la censura, y su obra se cotiza cada vez más tanto en Cuba como a nivel internacional.

Su pintura se da cita en la célebre Bienal de La Habana y se expone a menudo en el extranjero.

El Centro de Estudios Cubanos de Nueva York acoje este año algunas de sus obras.

“Yo tengo un compromiso social con mi país. Está perfecto. Yo puedo vivir aquí en Cuba en estos momentos como un millonario en cualquier parte del mundo. Por ejemplo, este tipo de obra yo la vendo a 10.000 o 15.000 euros y tengo un buen mercado. Tengo la posibilidad de vivir en Cuba muy bien. Es decir, tengo tres casas, tengo un estudio, tengo un buen auto… Pero las cosas materiales, no pueden desenfocarte de la realidad.”

Una realidad que Mirabal pinta como potencialmente explosiva en la serie en la que trabaja actualmente:

“Es una bomba, una bomba a tiempo, que como puedes ver está hecha con clavos… y la mecha también está hecha con clavos. Es una bomba a tiempo que cuando la bomba explote puede causar bastantes daños. En el trayecto de aquí a aquí empiezan a haber fracciones, empiezan a haber libertades porque el pueblo está cansado y empieza a querer esas libertades que no tiene, y entonces creo que es el momento de empezar a liberar cosas. Porque no podemos ir al revés que todo el mundo.”