Última hora

Última hora

Una investigación criminal para aclarar la muerte por el ataque de una pitón de dos niños en Canadá

Leyendo ahora:

Una investigación criminal para aclarar la muerte por el ataque de una pitón de dos niños en Canadá

Tamaño de texto Aa Aa

La policía canadiense ha comenzado una investigación criminal tras la muerte el lunes de dos niños asfixiados por una pitón. Las víctimas, de cuatro y seis años, dormían en el apartamento del padre de su mejor amigo ubicado sobre una tienda de anímales exóticos en la ciudad de Campbelton.

Según las primeras investigaciones, la serpiente pudo escapar por un agujero del techo y reptar por el sistema de ventilación. Sin embargo la prensa canadiense apunta a que la serpiente podría pertenecer al dueño de la vivienda.

“Es un gran drama para la familia. Hay que entender que hay una investigación sobre la muerte de unas personas. Es por lo que estamos analizando la escena como una investigación criminal, incluso si estamos posiblemente frente al acto de un reptil”, explicaba el sargento Alain Tremblay.

La pitón africana es una serpiente que puede medir más de cuatro metros y llegar a pesar 45 kilos y según los medios locales, está prohibida en el estado de New Brunswick, donde ha tenido lugar el suceso.

“No es en absoluto un comportamiento normal en estos animales. Se puede ver a una boa o una pitón relajadas que buscan un lugar para estar más tranquilas y no tienen un comportamiento belicoso, no es la naturaleza del animal”, asegura Karim Daoudes, de la granja tropical de París.

Las autoridades han practicado una eutanasia al reptil después de que el propietario de la vivienda donde murieron los niños lograra capturarla. Desde la tienda de donde escapó aseguran que no hubo ninguna negligencia.