Última hora

Última hora

Líbano celebra los primeros funerales tras los atentados en Trípoli con el temor a un aumento de la violencia sectaria

Leyendo ahora:

Líbano celebra los primeros funerales tras los atentados en Trípoli con el temor a un aumento de la violencia sectaria

Tamaño de texto Aa Aa

Entre el sonido de disparos al aire y fuertes medidas de seguridad se han celebrado los primeros funerales de las al menos 45 víctimas mortales del atentado del viernes en la ciudad libanesa de Trípoli.

Las autoridades han detenido este sábado a al menos un jeque religioso mientras que Al Qaeda en el Magreb Islámico, de origen suní, acusaba a la chií Hizbulá del ataque. A la situación políica de inestabilidad en el país, sin gobierno desde hace cinco meses por las diferencias frente al conflicto sirio, se suma la alargada sombra de la guerra civil.

El primer ministro saliente, Najib Mikati, ha querido hacer una llamada a la calma. “Estamos bastante seguros de que los incidentes en el sur de Beirut y en Trípoli fueron responsabilidad de las mismas manos. No estamos llamando a la reconciliación ni acusando a otros de poner bombas. Lo que necesitamos es estar unidos para rellenar cualquier vacío que pueda aparecer.”

Trípoli, una ciudad de mayoría suní, amanecía el sábado con el reciente recuerdo del peor atentado desde el final del conflicto civil en 1990. La semana anterior era un barrio de Beirut de mayoría chií el objeto de la violencia sectaria. El conflicto sirio ha extendido sus tentáculos hasta Líbano, donde partidarios y detractores del régimen de Bachar al Asad amenazan con repetir el peor capítulo de la historia moderna del país.