Última hora

Última hora

El órdago de Berlusconi divide a su partido

Leyendo ahora:

El órdago de Berlusconi divide a su partido

Tamaño de texto Aa Aa

El órdago de Silvio Berlusconi a Enrico Letta puede que no provoque el efecto deseado. Con la dimisión forzada de los cinco ministros de su partido, el ex primer ministro pretendía provocar una crisis política y que se convocaran elecciones anticipadas.

Lo que no esperaba Berlusconi es que su jugada sembrara la división dentro de su partido a falta de dos días para la moción de confianza a Letta.

“Estoy convencida de que todavía hay espacio para que vayamos todos juntos en la misma dirección. Con nuestro líder y enseñando un partido unido que tiene una postura bien definida”, declaraba Mariastella Gelmini, diputada moderada de la formación de Berlusconi.

Si los apoyos con los que cuenta el actual primer ministro no son numerosos, tampoco lo son los que tiene su principal rival. Además de las críticas de los ministros salientes a la decisión del sábado, unos veinte senadores podrían romper la disciplina de partido de la formación conservadora y dar su voto al Gobierno de Letta.

El presidente italiano, Giorgio Napolitano, ha advertido de que sólo disolverá las cámaras si no se puede formar gobierno.

“El asunto político que hoy nos ocupa es la enorme responsabilidad que tiene Silvio Berlusconi, que antepone sus intereses personales a los de Italia”, declaraba Roberto Speranza, resumiendo la posición del Partido Democrático.

La gobernabilidad de la tercera economía de la eurozona pende de un hilo. La formación de Letta tiene la mayoría en la Cámara Baja pero en el Senado su situación es muy precaria y sin los apoyos de algunos senadores disidentes del centroderecha le será imposible superar la moción de confianza.