Última hora

Última hora

Los desafíos de la transición sumen a Libia en el caos

Leyendo ahora:

Los desafíos de la transición sumen a Libia en el caos

Tamaño de texto Aa Aa

Exhibición de fuerza de decenas de milicianos islamistas y simpatizantes que salieron el viernes a las calles de Bengasi para protestar contra la captura del supuesto miembro de Al Qaeda, Abu Anas al Libi, a manos de soldados estadounidenses en territorio libio.

Mientras el presunto terrorista sigue detenido en un barco norteamericano en algún lugar del Mediterráneo, algunas milicias denuncian la connivencia del Gobierno libio en todo este asunto.

“Hemos venido hasta aquí para manifestar nuestro apoyo al oprimido, nuestro hermano musulmán de Trípoli, Abu Anas al Libi, y para mostrar nuestra indignación porque se trata de un musulmán”, señaló uno de los manifestantes.

Por su parte, el primer ministro libio, Ali Zidán, considera que su breve secuestro del jueves fue un intento de golpe de Estado, un golpe contra la legitimidad: “Querido pueblo libio, hay quienes quieren llevar a Libia al terreno de lo desconocido y convertir el país en un nuevo Afganistán o una nueva Somalia”.

Protestas en las calles, secuestro exprés del primer ministro y además un atentado ante el consulado sueco en Bengasi. No hubo que lamentar víctimas pero los hechos son una muestra de la frágil situación política y social que vive Libia.

Desde la caída del régimen del coronel Gadafi, varios edificios de representaciones diplomáticas vienen sufriendo atentados y asaltos.

El más grave tuvo lugar hace ahora un año en el consulado de Estados Unidos. Murió el embajador y otros tres estadounidenses.