Última hora

Última hora

Inauguración del túnel bajo del Bósforo: un proyecto faraónico entre Europa y Asia

Leyendo ahora:

Inauguración del túnel bajo del Bósforo: un proyecto faraónico entre Europa y Asia

Tamaño de texto Aa Aa

Turquía celebra sus 90 años como Estado moderno y laico con la inauguración este martes de una obra faraónica: un túnel bajo el Bósforo, que será la primera comunicación directa por vía férrea entre Europa y Asia. El proyecto, realizado gracias al apoyo económico de Japón, es un viejo sueño de Estambul y también una necesidad para la gran metrópoli turca de 15 millones de habitantes.

El doble túnel, bautizado Marmaray, tiene más de 13 kilómetros y medio de largo. De ellos, 1400 metros bajo el agua. Con un coste total de unos 3300 millones de euros, permitirá cruzar el estrecho cada día a un millón y medio de pasajeros.

Pero más allá de las cifras, este es sobre todo un megaproyecto político del primer ministro RecepTayip Erdogan, decidido a modernizar Turquía mediante grandes proyectos de infraestructura. Ankara ha querido inaugurar el túnel con gran pompa coincidiendo con la celebración del 90 aniversario del nacimiento de la república turca. Una inaguración precipitada, en opinión de los detractores del Gobierno. De hecho, el túnel tardará varios años en estar completamente terminado y operativo al cien por cien.