Última hora

Última hora

Pronosticar la contaminación del aire

Leyendo ahora:

Pronosticar la contaminación del aire

Tamaño de texto Aa Aa

Cada día respiramos 14 kg de aire. Una proporción mucho mayor que el agua y alimentos que ingerimos.

Pero en cada bocanada, no solo hay oxígeno, también hay pequeñas partículas potencialmente dañinas.

De hecho, un reciente informe de la OMS confirma que la contaminación ambiental es cancerígena.

Igual que las nubes se desplazan por el cielo, la contaminación viaja de un lugar a otro transportada por los vientos. Pero, ¿es posible predecir la contaminación del aire?

En el Centro Meteorológico Europeo de Reading, en el Reino Unido, los científicos prevén no sólo el tiempo que va a hacer sino también el desplazamiento de la contaminación ambiental. El personal técnico comprueba los datos meteorológicos y su evolución las 24 horas del día.

Richard Engelen es el director del proyecto europeo MACC II de observación de la composición atmosférica y ambiental..

“Cada día recibimos millones de observaciones en esta sala. Tenemos datos de los satélites que orbitan a 800 kms por encima de la tierra con información de la atmósfera. Recibimos también observaciones de las estaciones meteorológicas de todo el mundo, además de barcos, aviones, etc .”

Los contaminantes más comunes son monitorizados constantemente. Aquí se miden los niveles de monóxido de carbono, ozono, dióxido de nitrógeno y dióxido de azufre.

Angela Benedetti, meteoróloga, explica cómo de realizan esos pronósticos:

“Entre los diversos contaminantes que estudiamos, está por ejemplo el polvo del desierto. Aquí vemos una hermosa imagen de una columna de polvo que viene del desierto y que se dirige hacia el sur de Europa afectando la calidad del aire en esta región. ¿Cómo obtenemos un pronóstico de estos datos? Pues con estos superordenadores que utilizan sofisticados algoritmos que imitan las leyes de la física. El pronóstico de ayer se compara con las observaciones de hoy para hacer el pronóstico de mañana “.

Los datos se almacenan en la memoria masiva de este ordenador. Para dar una idea de la escala, si se imprimieran todos estos datos habría suficientes libros para llegar de aquí a la luna unas diez veces. Pero ¿quién utiliza esos datos tan específicos? Richard Engelen, director del proyecto europeo MACC II nos da algunos ejemplos:

“Podemos pensar en los ciudadanos sensibles a los altos niveles de contaminación, como por ejemplo las personas con asma, que necesitan saber sobre las condiciones meteorológicas para los próximos días. Las autoridades de diferentes ciudades y regiones se basan en las mediciones de la calidad del aire para cambiar, por ejemplo, el control de tráfico aéreo y utilizan nuestras previsiones para anticipar la situación. Y los gobiernos de diferentes países necesitan estar al tanto del movimiento transfronterizo de contaminantes para así tomar medidas en base a esa información “.

En Alemania, la Agencia Estatal para la Naturaleza y el Medio Ambiente de Renania del Norte- Westfalia utiliza las previsiones de contaminación que proporciona el programa MACC-II.

En Duisburg, el seguimiento y previsión de la contaminación del aire es vital. En esta zona se produce un tercio de la electricidad del país con carbón, y es el segundo centro más importante de producción de acero del mundo.

En esta zona industrial, esta pequeña estación mide la presencia de partículas contaminantes dando un informe de la calidad del aire.

La contaminación atmosférica no solo afecta a la calidad del aire, sino también a los cursos de agua y los ecosistemas. Y sobre todo implica riesgos y daños en la salud.

La polución del aire tiene un impacto regional y una dimensión global.

Más información:

www.youris.com