Última hora

Última hora

Berlín: rompiendo barreras

Leyendo ahora:

Berlín: rompiendo barreras

Tamaño de texto Aa Aa

Anne Devineaux, Euronews :
“Desplazarse libremente, viajar, acciones sencillas para la mayoría de nosotros. Las personas discapacitadas, sin embargo, se topan con muchas barreras. Reducirlas es todo un reto para muchas ciudades europeas que intentan ser más accesibles, como Berlín.”

Katrina Voigt, estudiante:
“Para mi, el principal problema es logístico. También, es complicado encontrar una casa que te permita moverte con facilidad y en la que te sientas a gusto, es muy difícil.”

En la mayoría de los países europeos, la accesibilidad no es un lujo sino un derecho protegido por la ley pero su aplicación no es siempre automática.

La capital alemana ha puesto en marcha, desde los años 90, una política muy activa en este sentido que le ha valido, este año, el reconocimiento de la Unión Europa por sus esfuerzos en materia de accesibilidad. Todos los autobuses urbanos están equipados con pasarelas de acceso. Y de aquí a 2020, el objetivo es adaptar toda la red de tranvías y de metro.

El Reichstag, renovado a finales de los 90, es todo un ejemplo. Su célebre cúpula de cristal está equipada con dos rampas que llevan hasta la cima. Hablamos con Katrina, miembro de un grupo de trabajo del Ayuntamiento berlinés dedicado a mejorar la accesibilidad a las instituciones públicas.

Katrina Voigt, estudiante: “Creo, es difícil de explicar, que lo que se ha hecho, en términos de accesibilidad, es importante pero hay que ir más allá y ponerse en la piel del otro. Creo que hacen falta más cosas. Las mentalidades, también, deben cambiar. Por eso digo que está bien construir sin barreras pero, hay que ver el problema de una manera global, la gente debe reflexionar sobre las personas con discapacidades.”

¿Cómo diseñar una ciudad accesible para todos? Las ideas se multiplican y no sólo para mejorar el tránsito de las personas minusválidas, también, para facilitarles el acceso a la cultura. Las maquetas táctiles y multisensoriales son un buen ejemplo de cómo los museos se están volviendo cada vez más accesibles.

Facilitar la vida de los ciudadanos en general es todo un reto, según Barbara Berninger del departamento de Urbanismo de Berlín:

“Queremos construir una ciudad sin barreras, una ciudad para todos. Queremos extender el diseño urbanístico a todas las necesidades de la ciudadanía porque las dificultades las encuentran no solo las personas discapacitadas, también, una madre que tiene que desplazarse con dos niños por la calle.”

La accesibilidad es un tema complejo porque las necesidades varían en función de las minusvalías, ya sean visuales, motoras, auditivas o mentales. Berlín trabaja con otras ciudades para buscar soluciones adaptadas.

Barbara Berninger:
“Si te asocias con otras ciudades europeas tienes más fuerza. Crear una ciudad sin barreras tiene un coste, así que, si reproduces los mismos errores en Marsella, Londres y Berlín, acabas desperdiciando recursos, es mejor aprender de los errores de los demás y no intentar inventar la rueda una y otra vez.”

Anne Devineaux :
“La Unión Europea ha dado un paso hacia delante al firmar la Convención de Naciones Unidas para el derecho de las personas discapacitadas. Un tratado de referencia que fija unas normas mínimas en temas como el acceso a los transportes o a las instituciones públicas.”

La estación de tren de Berín, la más grande de Europa, responde a esos criterios de accesibilidad. Fue renovada, íntegramente, hace siete años. Hoy dispone de una treintena de ascensores con guía vocal. En los andenes, líneas rugosas guían a los deficientes visuales. Una ayuda que, sin embargo, no es suficiente.

Rüdiger Leidner, Agencia de Tursimo, NatKo::

“Mucha gente pone sus maletas en medio de la línea, no se dan cuenta de que es una zona de acceso para los invidentes, no está ahí para decorar.”

Rüdiger Leidner es el responsable de Natko, el principal organismo en Alemania dedicado a informar y sensibilizar a la gente sobre el turismo accesible.

Rüdiger Leidner:

“Todavía queda mucho por hacer aquí en Berlín. Tenemos una estación de tren muy moderna pero, una vez sales de la estación, ya no encuentras líneas rugosas en el suelo y, si tienes que coger un taxi o un autobús, te encuentras sin asistencia para saber cómo y dónde ir.”

El turismo accesible está en auge. La oferta de actividades y albergue para personas minusválidas no cesa de aumentar. Las agencias de turismo especializadas como la creada por Felix Karsh comienzan a ser comunes en las grandes ciudades..

Felix Karsh, Founder, Accamino Reisen :

“Tienes que cerciorarte de que todo funciona bien, que hay accesibilidad para todo, verificar y volver a verificar, las medidas de las habitaciones de hoteles, los baños y las posibilidades de utilizar, cómodamente, el transporte urbano. Nos aseguramos de que todo eso es posible.”

Las ciudades se adaptan, pero ¿y las mentalidades?, una amplia reflexión sobre la accesibilidad de las personas minusválidas es necesaria para que desplazarse libremente sea un derecho de todos.