Última hora

Última hora

¿De qué manera podemos combatir el acoso escolar?

Leyendo ahora:

¿De qué manera podemos combatir el acoso escolar?

Tamaño de texto Aa Aa

Seamus Kearney, Euronews:

“El acoso escolar no es algo nuevo. Cada vez más, este problema está siendo tomado en cuenta debido a los efectos devastadores que genera en la vida de los niños y en los adolescentes. Hoy hablaremos de métodos para combatir y prevenir este fenómeno tan nocivo.”

Esdiante: “Primero, se metían con mi nombre, luego, como estaba un poco gorda … y luego, me atacaban por cualquier cosa, estaba muy triste, cada día llegaba a casa en lágrimas.”

Algunos países europeos han puesto en marcha programas para combatir este problema, iniciativas en algunos casos legales.

Con la llegada de internet y de las redes sociales, este tipo de comportamientos se han exacerbado. ¿Cómo lidiar con este problema?

En Dinamarca se han tomado muy en serio este debate.

Las encuentas muestran que un cuarto de los niños de entre 11 y 15 años han vivido algún tipo de acoso escolar.

Hablamos con una adolescente, víctima de acoso escolar durante 4 años:

“Mis profesores me ayudaron en todo lo que pudieron pero los otros estudiantes continuaron y tuve que cambiar de escuela.”

Seamus Kearney: ¿Qué tipo de acoso sufristes?

“Se metían con mi nombre, su procedencia porque ellos pensaban que no era danesa. También, me trataban todo el tiempo de gorda, se metían conmigo por todo, así que tuve que cambiar de escuela.”

Una de las estrategias que manejan algunas instituciones y asociaciones reside en alentar a los niños para que busquen ayuda y no sufran en silencio.

Muchos padres y profesores intentan vigilar a los alumnos más vulnerables y actúan en caso de acoso escolar evidente.

Otros expertos creen que el problema hay que cortarlo desde la raíz.

En Dinamarca se ha puesto en marcha una iniciativa innovadora, la clave: concienciar a los niños desde la más tierna infancia.

Nos encontramos en el norte de Copenhague, visitamos una de las guarderías que han adoptado un programa de prevención contra el acoso escolar. Se trata de un proyecto financiado por Save the Children y la fundación de la princesa de origen australiano, María de Dinamarca. Una inicativa que se inspira en el proyecto australian Better Buddies.

Aquí los niños aprenden a respetarse y ha fortalecer el espíritu de equipo.

Q: ¿Podéis acosar a vuestros compañeros?
A: No, no.
Q: ¿Y por qué?
A: Porque no es divertido.
A: Sí, nada divertido porque nos pone tristes.

El contacto físico a través de masages es otra de las terapias de este programa, para inculcar la empatía y el aprecio por los demás.

Los organizadores de este programa creen que la clave está en hacer hincapié en valores como la tolerancia, el respeto y la valentía. Se intenta poner las bases de una visión positiva del otro que, luego, les ayudará en las otras etapas de la vida.

Lasse Lynaes, puericultor:

“Muchos niños no tienen confianza en ellos mismos, sienten ese acoso y eso puede comenzar muy temprano, en la guardería. Si no ponemos freno a eso aquí y ahora, ese problema no tendrá frenos y ellos mismos acosarán a otros niños más tarde. Por eso es importante acabar con ese tipo de comportamientos aquí en la guardería.”

Los niños aprenden, también, a través de libros, de la música y de talleres animados por los puericultores del centro. La mitad han sido formados para ello. El papel que juegan los padres, también, es muy importante.

Marianne Bjerg, madre de uno de los niños que acude a este centro nos cuenta su visión sobre este programa:

“Tenía un año y medio, a penas balbuceaba unas palabras. Comenzó a decir, stop, todo el tiempo decía stop cuando algo no le gustaba. Veo esa empatía, nosotros, en casa, creemos que la empatía es algo importante, que los niños deben aprender a sentir esa empatía hacia los otros niños y hacia las personas, en general. Yo lo veo, cuando él siente que alguien sufre o que estoy triste, de momento viene y me dice, ¿estás bien mamá?, entonces yo le digo, sí estoy bien.”

Seamus Kearney, Euronews

“Desde que pusieron en marcha esta iniciativa contra el acoso escolar en 2007, una de cada tres guarderías y un cuarto de las escuelas primarias en Dinamarca lo han introducido en sus programas escolares.”

Las escuelas de Groenlandia también han incluido en sus programas esta iniciativa que comienza a seducir a otros países como Estonia.

El sistema educativo danés confía en los resultados positivos de este proyecto a largo plazo que ya está ayudando a cambiar las actitudes de los más jóvenes. Ciertas encuestas indican ya una reducción de los casos de acoso escolar en el país.

A nivel europeo, Bruselas estudia poner en marcha otro tipo de iniciativas contra el conocido también como Bullying.

Los expertos en la materia que hemos consultado aseguran que lo más importante es ayudar a los jóvenes a expresarse e inculcar las buenas actitudes, un trabajo a largo plazo que da resultados.