Última hora

Última hora

El frío y la nieve acentúan el sufrimiento en Siria

Leyendo ahora:

El frío y la nieve acentúan el sufrimiento en Siria

Tamaño de texto Aa Aa

Un espeso manto blanco ahoga el ruido de las armas en Damasco. Alexa, el temporal de frío y nieve que azota Siria desde hace dos días, ha dado un respiro a los habitantes de la capital, una engañosa sensación de paz y normalidad que los más jóvenes no han dudado en disfrutar.

- “Hoy estoy contenta”, confiesa Nahed Kaddah, estudiante. “Espero que la nieve pueda traer la alegría que no vemos desde hace tanto tiempo en Siria, sobre todo tras tantos sufrimientos. Espero que la nieve pueda aliviar el dolor de la gente.”

Sin embargo, la nieve acentúa el sufrimiento en otras partes de Siria. En Homs, el frío intenso se ha sumado al martilleo constante de las ametralladoras. Dos niños, entre ellos un bebé de seis meses, han muerto por culpa de las bajas temperaturas.

La situación no es mucho mejor para los dos millones de refugiados sirios que viven en los países vecinos.

- “No tengo mantas para los niños, tengo nueve hijos y ninguno de ellos puede trabajar”, explica esta mujer en un campo de refugiados en el Líbano. “Tengo que sacar agua bajo la nieve para lavarlos y darles de bebe. ¿Qué puedo hacer yo en esta guerra que nos golpea? Míremos, ni siquiera tenemos una tienda de campaña adecuada, queremos tiendas, comida para los niños, ¿cómo van a comer y vivir con este tiempo?

El latigazo helado de Alexa ha cogido por sorpresa a las agencias de ayuda humanitaria, que reconocen que están desbordadas por la situación.