Última hora

Última hora

Ucrania: manifestantes siguen al pie del cañón pese a la ley de amnistía

Leyendo ahora:

Ucrania: manifestantes siguen al pie del cañón pese a la ley de amnistía

Tamaño de texto Aa Aa

Los manifestantes ucranianos siguen al pie del cañón. Han recibido con escepticismo y desconfianza la aprobación de la ley de amnistía por el Parlamento. A la confusión reinante se añade la baja médica del presidente Víktor Yanukóvich, resfriado y con fiebre alta. Una enfermedad en la que muchos opositores ven una maniobra para ganar tiempo.

Los manifestantes siguen su lucha en la plaza de la Independencia de Kiev, pese a las gélidas temperaturas.

“Mira, no llevo abrigo. El frío nos espanta, pero también espanta a la policía antidisturbios que está allí. Cuanto más frío hace, mejor para nosotros”, dice Olexander, manifestante procedente de la región de Leópolis.

Los opositores se niegan a abandonar las barricadas y los edificios ocupados, condición previa para la entrada en vigor de la ley de amnistía aprobada por el Parlamento.

“Por supuesto que la han adoptado (la ley), y se ve como un paso adelante para nosotros, pero esta ley es una mentira y la gente no confía en ellos, porque en primer lugar, deben tener en cuenta que esas personas estaban defendiendo sus derechos constitucionales y no entendemos por qué hace falta una amnistía”, señala Oleh, manifestante de Kiev.

El texto fue aprobado por los oficialistas Partido de las Regiones de Yanukóvich y el Partido Comunista. Los partidos de oposición, que exigían una ley sin condiciones, no participaron en la votación.

Para los opositores, los manifestantes detenidos se han convertido en rehenes. Y la ley de amnistía sería una maniobra para debilitar y acabar con el movimiento de protesta.

Ante la tensión creciente, a pesar de la tregua en la calle, la jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, pedía ayer en Kiev el cese de la “violencia y las intimidaciones”, vengan de donde vengan.