Última hora

Última hora

Egipto versus Al Yazira

Leyendo ahora:

Egipto versus Al Yazira

Tamaño de texto Aa Aa

Son imágenes de la televisión privada egipcia Al Tahrir, que ha emitido un vídeo de 22 minutos que muestra
la detención, el 29 de diciembre, de dos periodistas de Al Yazira.
Acompasado por una banda sonora dramática, el vídeo muestra al jefe de la oficina del Cairo del canal catarí, el egipcio canadiense Mohamed Fahmy, con el brazo derecho en cabestrillo, y al periodista australiano Peter Greste, que con gesto preocupado, pide un intérprete.

Ambos son interrogados presumiblemente por oficiales de policía que no salen en las imágenes. Respondiendo a una pregunta, dicen que no tienen acreditación para trabajar en Egipto, pero que ya han pedido la tarjeta de prensa.

También hay planos del material de trabajo en la suite que servía de oficina a los reporteros hasta que encontrasen una nueva oficina, según explica Mohamed Fahmy. Al final del vídeo, se llevan a los dos periodistas en una furgoneta.

La cadena catarí ha condenado la difusión del vídeo y señalado que los periodistas no trabajaban en secreto, sino abiertamente, y que el hecho de que no tuvieran aún sus acreditaciones no justifica en absoluto su detención y encarcelación. Al Yazira exige su liberación inmediata.

La oficina de Al Yazira en El Cairo fue registrada y precintada por la policía tras la destitución del presidente Mursi el tres de julio. Desde entonces, el Hotel Marriott les servía de oficina provisional, de ahí que algunos medios egipcios se hayan referido a los periodistas de Al Yazira como la “célula del Marriott”.

El miércoles pasado, la fiscalía anunciaba que 20 reporteros de Al Yazira serían juzgados: 16 por pertenencia a banda terrorista y 4 extranjeros por difundir falsas noticias para hacer creer en una guerra civil en Egipto.

Lo nunca visto para el Comité para la protección de los Periodistas de Oriente Próximo y África del Norte:

Sherif Mansour:
“Nunca hemos visto una cadena de televisión con personal local e internacional, un total de 20, acusados de terrorismo. Puede que los periodistas de Al Yazira tengan sus prejuicios y, por supuesto, ser periodista implica tener una opinión, pero eso no quiere decir que tengan que ir a la cárcel por ello”.

Egipto acusa a Al Yazira de seguir las orientaciones políticas de Catar y a este país de apoyar a los hermanos Musulmanes. En siete meses, la represión contra los seguidores de Mursi ha causado más de mil muertos.