Última hora

Última hora

Dasvidanija Sochi

Leyendo ahora:

Dasvidanija Sochi

Tamaño de texto Aa Aa

Los Juegos Olímpicos de Invierno de Sochi, los más caros de la historia, finalizaron el domingo después de más de dos semanas de competición. A pesar de las amenazas de boicot y de diversas controversias ajenas al deporte como tal durante los meses previos, Rusia ha conseguido que la cita olímpica pueda considerarse como un éxito global, tanto en el aspecto organizativo, salvando pequeños inconvenientes, como en el deportivo. De hecho, el anfitrión ha sido quien ha encabezado el medallero. Vladimir Putin y su Comité Olímpico pueden estar contentos.

Andrei Belkevitch. euronews:
Tenemos con nosotros desde Sochi a Dmitri Chugroyev, presentador de la cadena Russia 24.
Dmitri, han pasado dos semanas. Durante todo ese tiempo ha estado en Sochi. Antes de que comenzaran los Juegos había mucha emoción, temores, críticas sobre el nivel de organización de las competiciones…se temía que no todo estuviese listo a tiempo. ¿Había razones para inquietarse?

Dmitri Chugroyev:
Bueno, eso depende de que lo que llamemos temores. Hay que distinguir entre lo que llamamos temores y las fobias, porque la diferencia es muy importante. En lo que se refiere a la organización de los Juegos, yo diría que ha habido una fobia injustificada. Los atletas que han venido a Sochi y han participado en las competiciones han olvidado rápidamente esas fobias y y esos temores.

En cuanto a las instalaciones olímpicas, construidas especialmente para la ocasión, el nivel de estos Juegos que nosotros, periodistas, hemos podido ver es positivo, y esa impresión nos la han confirmado atletas y seguidores que nos han transmitido únicamente ecos positivos.

Por supuesto, algunos han ganado medallas y otros no. Esa es la ley del deporte de alto nivel; siempre hay ganadores y perdedores, siempre es así.

Pero en lo que se refiere a la organización, yo, como periodista, he tenido todas las comodidades posibles para trabajar. Y los atletas que vivían en la villa olímpica y participaban en las competiciones, al igual que el público que ha asistido a las competiciones en las instalaciones deportivas, han tenido las mejores condiciones posibles por lo que he podido ver día tras día.

euronews:
La seguridad es otro de los asuntos de los que se habló mucho antes de los Juegos, sobre todo después de los atentados de Volvogrado. ¿Había un sentimiento de amenaza en Sochi?, ¿parecía una ciudad fortificada?, ¿han tenido problemas los atletas, los habitantes de Sochi o los periodistas?

Dmitri Chugroyev:
Mire, los Juegos Olímpicos implican siempre medidas de seguridad draconianas. Siempre hay un sistema muy estricto de controles. Y eso influye siempre en la vida cotidiana de las ciudades en las que se desarrollan los Juegos.
Naturalmente, aquí ha habido un sistema muy estricto para acceder, cada uno tenía su tarjeta, y había pases especiales según donde tuviera lugar la competición. Pero eso son los Juegos Olímpicos. Pero en lo que se refiere a la seguridad, creo que tanto los atletas como los periodistas se han sentido completamente seguros.

No he escuchado ni una sola vez a nadie diciendo que tiene miedo de algo, ni quejándose de fallos o deficiencias en el sistema de seguridad.

En cuanto a las instalaciones olímpicas, la ciudad olímpica, el lugar donde residían los periodistas, los voluntarios, se ha hecho todo para garantizar el nivel de seguridad que prometiern antes de los Juegos.

euronews:
Si hubiese que resumir todo lo que ha visto estas semanas en Sochi, ¿en que se han diferenciado estos Juegos de los precedentes?

Dmitri Chugroyev:
La diferencia, la marca de estos juegos, si se refiere al anillo olímpico que no llegó a abrirse, para mí es un símbolo perfecto que lo diferencia de los demás Juegos, se ha convertido en una especie de guiño simpático, una marca de fábrica graciosa.

Otra diferencia de estos Juegos con respecto a los otros es por supuesto el lugar en que se han desarrollado. Hemos dicho muchas veces que este lugar tiene acceso al mar y que las montañas están justo al lado.
Y que se puede ir a cualquiera de los dos sitios rápido y sin problemas.

euronews:
Muchas gracias por sus respuestas.