Última hora

Última hora

Ashton se reunirá con Lavrov en Madrid para hablar de la crisis en Crimea

Leyendo ahora:

Ashton se reunirá con Lavrov en Madrid para hablar de la crisis en Crimea

Tamaño de texto Aa Aa

La crisis ruso-ucraniana acapara la agenda de la diplomacia europea. Su jefa, Catherine Ashton, se reunirá este martes en Madrid con el ministro ruso de Exteriores, Serguéi Lavrov, para transmitirle sus impresiones tras la reunión de emergencia que han mantenido en Bruselas los ministros de Exteriores de los Veintiocho.

- “Tenemos que ver una vuelta a los cuarteles de las tropas que se han desplazado del lugar en el que, en virtud del acuerdo con Ucrania, se alojaban. Creo que hay serias preocupaciones acerca de todos los vuelos militares, existe una gran preocupación por los informes de las tropas y blindados en movimiento en diferentes lugares. Creo que está claro que queremos ver el regreso de las tropas a la posición que tenían antes de que esto comenzara. Esto está muy claro”.

Los Jefes de Estado y de Gobierno de la UE se reunirán el jueves en Bruselas en busca de una posición común ante la crisis. Sus ministros de Exteriores han establecido un primer contacto en Bruselas. Antes de reunirse con sus homólogos europeos, el jefe de la diplomacia alemana, Frank-Walter Steinmeir, se lamentaba de que “veinticinco años después del final de la era de los bloques hay un nuevo peligro de dividir Europa. Me pregunto, si este es el día en que debemos dar un mensaje muy claro. A Rusia, decirle que las actividades militares son totalmente inaceptables y al Gobierno de Ucrania que debe respetar los derechos de las minorías en el este de Ucrania”.

También se ha manifestado a favor de lanzar un mensaje firme y de apostar por la vía del diálogo el ministro francés de Exteriores. En una entrevista radiofónica, Laurent Fabius ha afirmado que los rusos siempre actuan de un modo similar, pues “consideran que los países que pertenecieron a su imperio en un momento u otro, no deben estar fuera de un cierto control”.

La OSCE quiere enviar observadores a Ucrania, pero Rusia aún no lo ha aceptado formalmente. Kiev ha pedido una misión de vigilancia europea en sus fronteras.