Última hora

Última hora

El coronavirus MERS traspasa las fronteras de Oriente Medio

Leyendo ahora:

El coronavirus MERS traspasa las fronteras de Oriente Medio

Tamaño de texto Aa Aa

El MERS-CoV es un nuevo coronavirus de la misma familia pero más mortal que el SARS, el Síndrome Respiratorio Agudo Severo o que el del resfriado. Esta cepa de coronavirus fue identificada por primera vez en 2012 en Arabia Saudí, por lo que fue llamado Síndrome Respiratorio de Oriente Medio.

El MERS es menos contagioso que sus primos, pero también se desplaza.

Matthew Freiman. Microbiólogo de la Universidad de Maryland:
“Este virus puede subir a un avión y viajar a cualquier lugar del mundo, sólo tiene que encontrar a la persona adecuada para infectarla, que no lo sabe, y aterriza en cualquier parte del mundo con la enfermedad a cuestas”.

Todos los casos confirmados en laboratorio se han producido en la península arábiga. Arabia Saudí es el país más afectado. En los países vecinos, en naranja en el mapa, las autoridades sanitarias recomiendan que se tomen precauciones.

Pero el MERS ha viajado a otros países transportado por personas que lo contrajeron en esta región de Oriente Medio. Ya se han detectado casos en Francia, Reino Unido y Egipto.

Los dos casos identificados en Estados Unidos también contrajeron la infección en Arabia Saudí.
Anne Schuchat. Servicios Sanitarios de Estados Unidos:
“Nuestro protocolo para este tipo de virus es poner a la persona en una habitación especial para proteger al personal y para limpiar el medio ambiente con regularidad y esas tres condiciones no existen en todas partes del mundo y por eso se han dado tantos casos de contagio en los hospitales”.

La lucha contra la transmisión es la única forma de frenar el contagio, porque no hay tratamiento preventivo contra el MERS-Cov. Actualmente hay una vacuna en fase de experimentación animal.

Matthew Freiman. Microbiólogo de la Universidad de Maryland:
“Sabemos que esta vacuna produce anticuerpos neutralizantes en los animales y la siguiente fase es hacer estudios con ratones y primates no humanos para evaluar la eficacia de la vacuna en esos animales antes de distribuirla para uso humano”.

Pese a que muchos enfermos registrados recientemente en Arabia Saudí se han contagiado en hospitales, la OMS recomienda evitar el contacto con los camellos.
Anticuerpos del MERS-CoV han sido detectados en esos animales y en murciélagos, que podrían actuar como reservorios de la enfermedad.