Última hora

Última hora

La importancia del voto kurdo en las elecciones presidenciales turcas

Leyendo ahora:

La importancia del voto kurdo en las elecciones presidenciales turcas

Tamaño de texto Aa Aa

El separatismo kurdo ha golpeado al país durante los últimos 30 años. Con la llegada al poder del AKP se lograron avances en este asunto tan espinoso en Turquía. El hecho de que se incluyera en el proceso de paz al líder del Partido de los Trabajadores de Kurdistán (PKK), Abdullah Öcalan, se consideró un logro para el proceso por parte de esta población. Esto ha hecho aumentar el interés de los kurdos en relación a las elecciones presidenciales.

“Por su puesto, para mí sí. Los kurdos tienen expectativas desde hace muchos años. Nunca fue así. Cómo puedo explicarlo, estamos llegando al final”, dice un ciudadano kurdo.

En este escenario, la primera cuestión que viene a la mente es: ¿a quién van a votar los kurdos? Hasta el momento, esta población ha elegido a candidatos y partidos políticos que tuvieran una identidad kurda. En estas elecciones inéditas, tienen a uno, Selahattin Demirtas.

Pero según los expertos, para el que el proceso de paz siga adelante, los kurdos podrían cambiar por una vez sus prioridades y dejar su identidad en un segundo plano.

“Si no hubiera un proceso de paz, si su importancia no estuviera sobre la mesa, creo que Erdogan recibiría muchos menos votos de la población kurda. Los actos y la personalidad de Ihsanoglu, su inamovible actitud hacia la cuestión kurda y los problemas de Oriente medio, no atraen a los votantes kurdos, no le van a votar. Es lo que creo. Muchos kurdos piensan que si el primer ministro Erdogan no sale elegido el proceso de paz se parará, se volverá a la situación de conflicto, que se acentuará y la gente sufrirá más. Esta es su preocupación y por eso habrá mucha gente que apoye a Erdogan. Y él está utilizando esas inquietudes en su campaña electoral”, explica el analista Mehmet Emin Aktar.

Pero entre los kurdos y en el Partido Democrático de los Pueblos (HDP) existe una base muy fuerte que votará, pase lo que pase, por Selahattin Demirtas. Sin embargo, para tener al menos una opción de llegar a la segunda vuelta, el líder del HDP debe obtener el voto de los kurdos conservadores que tradicionalmente dan su voto al AKP.

Según los analistas, este punto es fundamental para la campaña electoral de Demirtas:

“Si él dice, “unámonos como kurdos en las votaciones”, puede conseguir votos de las bases de Erdogan. Pero hasta ahora, parece que Demirtas se ha centrado en el electorado más marginal como las minorías, como los alauitas, los que no están contentos con Ihsanoglu, el candidato del Partido Republicano del Pueblo (CHP). ¿Tendrá éxito esta táctica? Teniendo en cuenta los resultados de las elecciones municipales del 30 de marzo diría que no. No creo que esto dé más votos a Demirtas”.

En Turquía el voto de los kurdos está repartido en tres regiones: el sureste, el este y otras regiones de Anatolia.

Con un 50% de los votos, el AKP es el principal partido en estas regiones. El HDP obtiene un 40% de los votos. El Partido Republicano del Pueblo ni se acerca a esas cifras, ya que el principal partido de la oposición es visto como nacionalista por los kurdos.

En este escenario, cualquier cambio en las votaciones podría crear un resultado totalmente inesperado en estas elecciones inéditas.