Última hora

Última hora

Las cicatrices de la guerra en Lugansk

Leyendo ahora:

Las cicatrices de la guerra en Lugansk

Tamaño de texto Aa Aa

Aeropuerto civil de Lugansk. Un amasijo de hierros retorcidos y escombros con agujeros de bala tras los combates entre las tropas lealistas y los rebeldes secesionistas del este de Ucrania.

Antes de verse forzados a retirarse del aeródromo, los soldados de Kiev inutilizaron la pìsta de aterrizaje. La terminal, en cambio la destruyeron los rebeldes con su fuego al desalojar a los paracaidistas ucranianos.

La tregua en vigor desde el cinco de septiembre ha permitido a la prensa romper el cerco en torno a la ciudad y grabar reportajes como este. Los rebeldes desfilan entre ruinas:

“ Aquí ahora hay mucho caos, pero hemos peleado bien, no se puede negar. Hasta ahora hemos ganado y seguiremos ganando, porque sabemos por lo que luchamos. Tengo aquí a mi madre, pero yo soy ruso, un cosaco”

El alto el fuego también ha posibilitado la entrada- ilegalmente acusan desde Kiev- de varios cargamentos de ayuda humanitaria rusa para aliviar a una población extenuada por la guerra.