Última hora

Última hora

Tensión diplomática entre Budapest y Washington por la corrupción en Hungría

Leyendo ahora:

Tensión diplomática entre Budapest y Washington por la corrupción en Hungría

Tamaño de texto Aa Aa

Washington ha prohibido la entrada en su territorio a seis funcionarios húngaros sospechosos de corrupción. Sin embargo, Budapest, que considera que no hay pruebas y que Estados Unidos no ha tomado la decisión con transparencia, se pregunta si se trata de casos concretos, o si es un castigo por sus desavenencias con el primer ministro Viktor Orbán.

“La clave de este asunto es si la decisión de Estados Unidos se hizo basándose únicamente en supuestos casos de corrupción o si tiene que ver con el hecho de que Washington haya criticado en varias ocasiones al gobierno húngaro”, explica nuestra corresponsal en Budapest Andrea Hajagos.

André Goodfriend, agregado de negocios de la embajada estadounidense en la capital húngara se defiende argumentando que las autoridades locales deberían hacer bien su trabajo antes de criticar la medida de Washington: “El Gobierno húngaro debió actuar basándose en la información que ya tenía de sus propias instituciones que vigilaban los casos, o de sus ciudadanos, de la sociedad civil. Deberían actuar acorde a esa información y a los deseos de sus ciudadanos y no esperar a que Estados Unidos les diga que casos debe investigar”.

Un exinspector de Hacienda húngaro llegó a presentar un informe sobre la corrupción generalizada en el organismo responsable de los impuestos, en el que acusaba además a las autoridades de tolerar estas prácticas. Algunos analistas indican que el descontento de la administración Obama viene por la laxitud del gobierno húngaro en la lucha contra la corrupción, lo que ha permitido que la situación se generalice, poniendo incluso en duda los valores democráticos.

“El problema principal es que estas tendencias se están extendiendo por toda la región. Hay una percepción cada vez mayor de que la corrupción, la socavación de la democracia y los sistemas judiciales partidistas están poniendo en duda los avances democráticos”, argumenta al respecto Simona Kordosova, del Atlantic Council.

Los nombres de los funcionarios no han sido revelados, pero según medios locales, la lista incluiría a la directora del ente responsable de recaudar los impuestos en Hungría y a un cercano asesor del primer ministro.