Última hora

Última hora

Una niebla con olor a huevos podridos cubre la capital rusa

Leyendo ahora:

Una niebla con olor a huevos podridos cubre la capital rusa

Tamaño de texto Aa Aa

El aire de Moscú presenta una concentración de ácido sulfhídrico seis veces superior a los “límites admisibles”, según los servicios sanitarios de la ciudad. Las autoridades moscovitas han querido tranquilizar a la población, aduciendo que no entreña riesgos para la salud.

Se cree que un fallo técnico en la Planta Petrolera de Moscú habría ocasionado la fuga de sulfuro de hidrógeno. La empresa responsable de la refinería Gazprom Neft asegura, sin embargo, que funciona con normalidad.

El ácido sulfhídrico es un gas inflamable, incoloro y muy tóxico.