Última hora

Última hora

'Gravitiy': Kristoffersen y Maze, primeros protagonistas

Leyendo ahora:

'Gravitiy': Kristoffersen y Maze, primeros protagonistas

Tamaño de texto Aa Aa

Bienvenidos a esta primera edición de la temporada en ‘Gravity’, nuestro espacio dedicado al esquí alpino. Comenzamos hoy con el eslalon masculino disputado en Levi, al norte de Finlandia. No hubo muchas sorpresas, con los tres favoritos sobre el podio. Veamos juntos el resumen de la carrera.

Henrik Kristoffersen, Marcel Hirscher y Felix Neureuther, por ese orden. Así quedó configurado el podio. El noruego, de solo 20 años, se ha adjudicado la segunda victoria de su carrera en esta especialidad, después de la lograda el año pasado en Schladming. Kristoffersen marcó un tiempo de 1.50.39, confirmando de esta manera que es una de las más firmes promesas y un candidato a tener en cuenta para el Globo de Cristal del eslalon.

Con permiso, eso sí, del austriaco Marcel Hirscher. El actual campeón de la Copa del Mundo en esta especialidad terminó esta vez en segunda posición, a solo doce centésimas de segundo del noruego. Ganador del Gigante de Solden hace solo unas semanas en la primera prueba de la temporada, Hirscher, también campeón del mundo el año pasado y subcampeón olímpico en Sochi en esta modalidad, es de momento el líder de la clasificación general con 60 puntos de ventaja sobre el alemán Dopfer.

Otro alemán, Neureuther, otro de los grandes especialistas del eslalon, completó el podio, a más de un segundo de Kristoffersen.

El invierno pasado, ella dijo haber perdido la sensación de “el placer de esquiar”. Parece ser que se ha vuelto a reencontrar con esa sensación… y con los triunfos. Tina Maze ha obtenido en Finlandia su vigésimocuarta victoria en la Copa del Mundo.

Para algunos, fue toda una sorpresa que Maze ganara el primer eslalon de la temporada, por delante de la sueca Hansdotter y la austriaca Zettel. Pero lo cierto es que volvió a mostrar las cualidades que le llevaron a dominar la Copa del Mundo en la edición de 2013. Terminó con un tiempo de 1 minuto, 55 segundos y 15 centésimas. Este ha sido cuarto triunfo en esta modalidad.

Mikaela Shiffrin se había llevado el Gigante en la apertura de la temporada en Sölden, pero solo ha podido ser undécima en el eslalon de Levi. Con solo 19 años, la americana no deja de ser una de las favoritas para conquistar el Globo de Cristal. Lo tiene todo para lograrlo, según nos cuenta Franck Piccard, ex campeón olímpico de Super Gigante.

“Mikaela Shiffrin ha llegado muy, muy pronto a la cima. Es muy joven pero, sobre todo, ha mostrado una gran madurez en una disciplina que no es fácil de controlar: el eslalon. Y el hecho de que ella sea capaz de demostrar ese nivel con títulos olímpicos, en el campeonato del mundo y en la Copa del Mundo quiere decir que también podría hacerlo en otras disciplinas. Ya lo ha hecho este año con el eslalon gigante, y me temo que también podría ser capaz de hacerlo en otras, incluido el descenso. El Super Gigante no debería originarle muchos problemas si no tiene miedo a la velocidad. Si es capaz de dominarlo, tendrá posibilidades de ganar la clasificación general de la Copa del Mundo”.

Nos vamos ahora hasta el 14 de febrero de 1999. Lasse Kjus está a punto de convertirse en leyenda del esquí alpino en los mundiales de Vail, en la estación de Colorado. El noruego ya ha ganado el Super Gigante y el Gigante, y ha sido segundo en el descenso y en la combinada. En el mejor momento de su carrera, acaba de firmar el mejor tiempo de la primera del eslalon, pese a que no es su gran especialidad. Consciente de ello, no toma ningún riesgo en la segunda manga, pero eso le sirve para subirse de nuevo al podio tras terminar a 11 centésimas de segundo de Kalle Pallander. 5 medallas en un mismo campeonato del mundo, el primero y, hasta el momento, el único en conseguirlo: Lasse Kjus.

La próxima etapa de la Copa del Mundo será en dos semanas, en el comienzo de la temporada en Norteamérica. Las mujeres competirán en Aspen, Estados Unidos, y los hombres en Lake Louis, en Canadá.