Última hora

Leyendo ahora:

Gran Bretaña intenta explicarse la fuga de tres niñas musulmanas a Siria


Reino Unido

Gran Bretaña intenta explicarse la fuga de tres niñas musulmanas a Siria

No encuentran los motivos por las que tres chicas adolescentes se supone que han huído a Siria para unirse a grupos islamistas.

El viernes pasado Scotland Yard lanzó una petición de búsqueda para las tres jóvenes musulmanas Shamina Begum, de 15 años,
Kadiza Sultana, de 16, y de una tercera chica de 15 años cuya identidad no ha trascendido.

Una desaparición que ha llenado de asombro a sus padres, profesores e incluso a sus amigas y compañeras de un instituto de Bethnal Green en el este de Londres: “Cuando las vi hace un par de semanas no noté nada raro en ellas. Todo parecía normal. Son muy religiosas, pero en realidad nunca hablaron de ello con nosotros. Siempre argumentaban cosas que no se les podía discutir porque son muy inteligentes pero nada como esto”.

El que fuera responsable de exteriores británico, William Hague, opta por una responsabilidad compartida al intentar explicar un caso que dista de ser único: “Bueno, hay una responsabilidad de todo el mundo aquí, en casos como estos: en las familias, en los líderes religiosos y en los servicios de seguridad, así que estoy seguro de que todos vamos a querer aprender de todo lo que ha ocurrido en todos los casos en los que la gente va a Siria, pero no quiero entrar en juzgar quién es responsable de que”.

La policía británica intenta que los servicios de información turcos les confirmen si las tres jovenes han cruzado la frontera turca para adentrarse en Siria.

Según Europol entre tres mil y cinco mil ciudadanos europeos han viajado a países de Oriente Medio para unirse a grupos yihadistas.

En euronews estamos orgullosos de contar con periodistas en todo el mundo listos para presentarles los puntos de vista locales sobre las noticias internacionales. Lea más sobre este tema en la lengua en la que ha sido escrito.

siguiente artículo

internacionales

Protestas contra la violencia policial en Nantes y Toulouse