Última hora

Última hora

Ucrania: Ejército retira su armamento pesado, entre dudas y amenazas de los rebeldes

El Ejército ucraniano inicia la retirada de su armamento pesado de la línea del frente, entre dudas y amenazas de los rebeldes, y preocupación por la

Leyendo ahora:

Ucrania: Ejército retira su armamento pesado, entre dudas y amenazas de los rebeldes

Tamaño de texto Aa Aa

El Ejército ucraniano inicia la retirada de su armamento pesado de la línea del frente, entre dudas y amenazas de los rebeldes, y preocupación por la situación en la zona de Mariupol.

El repliegue de las tropas ucranianas, que no han sufrido bajas en los dos últimos días, está siendo supervisado por los observadores de la OSCE.

Sergio Cantone, corresponsal de euronews, ha estado con un batallón de artillería en Soledar, cerca de Artemivsk,donde el Ejército ha retirado sus sistemas antitanques “al menos” 25 kilometros desde sus posiciones originales en Popasnaya.

Aleksander Motuzianyk, un portavoz militar, ha explicado a euronews que “casi no hay bombardeos en las zonas de Lugansk, Debáltsevo y Donetsk, pero en la dirección de Mariupol y en particular en Shyrokino (a 20 kilómetros de Mariupol)hay frecuentes tiroteos” contra sus posiciones. “Hubo intentos de asalto a la posición de nuestras fuerzas en el mismo pueblo de Shyrokino”, ha señalado.

Por su parte, los rebeldes dicen que no tienen ningún tipo de información sobre la retirada del armamento pesado por parte del Ejército ucraniano. Al mismo tiempo, han advertido al Gobierno ucraniano de que si la retirada de su armamento no es inmediata, “la RPD volverá a la línea de
separación” con toda su artillería.

“Seguimos recibiendo con preocupación informaciones que dicen que el Ejército ucraniano está reforzando sus posiciones a lo largo de la línea del frente. La situación en Mariupol también permanece tensa, cerca de Shyrokino, donde nuestras posiciones fueron atacadas en las últimas 24 horas a partir de posiciones de la Guardia Nacional”, ha declarado Eduard Basurin, portavoz de la autoproclamada República Popular de Donetsk (RPD).

Las milicias prorrusas aseguran que ya han llevado a la retaguardia el 90% de su armamento, aunque Kiev también cree que se trata de una reagrupación de fuerzas.

“Los acuerdos de Minsk están siendo más o menos respetados. Ahora es importante entender lo que sucederá en el plano político, porque hay un alto riesgo de que se reanuden los combates. Y eso es lo que la gente está sintiendo en esta zona”, ha dicho el corresponsal de euronews Sergio Cantone.