Última hora

Última hora

China reconoce que su modelo se agota y se propone profundizar las reformas

Pekín reconoce que su modelo económico se agota y apuesta por un reequilibrio. El primer ministro Li Keqiang subrayó la necesidad de reformas ante

Leyendo ahora:

China reconoce que su modelo se agota y se propone profundizar las reformas

Tamaño de texto Aa Aa

Pekín reconoce que su modelo económico se agota y apuesta por un reequilibrio.
El primer ministro Li Keqiang subrayó la necesidad de reformas ante los 2.900 miembros de la Asamblea Nacional Popular, una suerte de Parlamento que se reúne anualmente para formalizar la aprobación de las decisiones adoptadas por la dirección del Partido Comunista.

Li Keqiang. Primer ministro chino:
“Hay problemas profundamente arraigados en el desarrollo económico del país que son cada vez más evidentes. Las dificultades podrían ser mayores que el año pasado. Este nuevo año es crucial para la profundización de todas las reformas.”

El Gobierno quiere recortar los monopolios de las empresas públicas que abarcan toda la economía y liberalizar el sistema bancario y financiero, en un momento en que disminuyen las inversiones extranjeras y la demanda exterior.

Otras prioridades para 2015 son la lucha contra la corrupción y contra la contaminación.

El Gobierno promete tolerancia cero contra los culpables de corrupción y de infracciones contra el medioambiente, ambos asuntos muy sensibles que atizan el descontento social.

Pekín busca la fórmula mágica para un crecimiento más sostenible, porque la construcción, uno de los motores del país junto con las exportaciones, está de capa caída.

Esta es la zona económica especial de Tianjin Binhai, en el noreste de China. Aunque que aspiraba a convertirse en el Manhattan de oriente, tiene problemas para atraer a empresas e inversores, de hecho han dejado muchos de los rascacielos a medio construir.

Hu Xingdou. Profesor y analista político del Instituto Tecnológico de Pekín:
“No creo que un menor índice de crecimiento de la economía china sea aterrador. La cuestión es si el país será capaz de realizar una transición económica exitosa y una actualización industrial, y si podrá embarcarse en el camino de las innovaciones técnicas y del sistema. No soy muy optimista sobre esto último.”

El gobierno quiere crear nuevos motores de crecimiento con la innovación y la creación de estructuras industriales de media y alta gama, es decir, menos cantidad y más calidad. Aunque sea al precio de aceptar una moderación del crecimiento, mientras resista el empleo, una prioridad del régimen preocupado por el creciente descontento social.