Última hora

Última hora

Iraquíes e iraníes colaboran para retomar Tikrit y los suníes desconfían de la influencia de Teherán

Leyendo ahora:

Iraquíes e iraníes colaboran para retomar Tikrit y los suníes desconfían de la influencia de Teherán

Tamaño de texto Aa Aa

Las fuerzas iraquíes e iraníes colaboran estrechamente para retomar de manos del grupo Estado Islámico la ciudad de Tikrit, uno de los pasos previos para el asalto final sobre Mosul, bastión suní, que está previsto para abril o mayo.

A pesar de los recelos entre los propios suníes por la presencia de militares de Teherán sobre el terreno, lo consideran por el momento el mal menor para tratar de echar a los islamistas radicales del norte del país.

Tikrit, además de un lugar militarmente estratégico tiene un valor simbólico por ser la ciudad natal de Sadam Husein.

Las fuerzas conjuntas se encuentran a veinte kilómetros de la ciudad. Las grandes incógnitas son saber si tras esta alianza de conveniencia Irán tratará todavía más de influenciar en el Gobierno de Bagdad y cual será la repercusión en el reparto de poder entre chíies y suníes, ya de por sí desigual.

Maria Sarsalari, euronews:
Para analizar la participación militar iraní en una operación destinada a recuperar Tikrit, actualmente en manos del autoproclamado Estado Islámico, hablamos a través de Skype con el Dr. Houchang Hassan-Yari, profesor de Ciencias Políticas en el Colegio Militar Real de Canadá.
Irán no habría imaginado nunca, ni siquiera durante sus 8 años de guerra con Irak (1980-1988), que iba a estar tan cerca de la ciudad natal de Saddam Hussein, Tikrit. Ahora el país ha unido sus fuerzas con Irak para recuperar la ciudad. ¿Qué proporciones tiene esa presencia militar iraní en esta operación?

Houchang Hassaan-Yari:
No disponemos de información exacta sobre el número de soldados, pero lo que es más importante y evidente, es que los iraníes están al mando de una gran parte de esta operación. Lo muestra la presencia del general Qasim Suleimani, líder de la fuerza de élite Quds, encargada de las operaciones en el extranjero de los Guardianes de la Revolución Iraní. Se puede decir por tanto, que sobre esas fuerzas recaerá el grueso de la operación.

Euronews: ¿Ahora que hay una comunión de fuerzas, se tiene capacidad real para forzar la retirada de los yihadistas de Tikrit?

Houchang Hassaan-Yari:
Si examinamos las cifras, creo que es posible. Se calcula que hay unos 30.000 soldados movilizados, lo que es realmente una cifra muy importante. Pero además, están otros movimientos o cuerpos que ayudan, como el Hezbolá libanés.

Por lo tanto, en término de cifras, la victoria es posible. Sin embargo, habrá que ver si esas fuerzas tienen o no capacidad de combate. Gran parte de estas fuerzas son civiles que han sido movilizados, no entrenados, que participan en esta guerra para defender sus creencias. Falta por ver quién va a ganar esta guerra ideológica, porque los combatientes del Estado Islámico están también muy motivados ideológicamente. En definitiva habrá que esperar para ver quién gana la batalla.

Euronews:
¿Qué sucedería si se convierte en una guerra de desgaste?

Houchang Hassaan-Yari:
Si se convierte en una guerra de desgaste es probable que haya más bajas en el lado de las fuerzas iraquíes, porque tienen más efectivos que el autoproclamado Estado Islámico. Probablemente la cuestión más importante es que la capacidad o la incapacidad para conquistar Tikrit, será un signo muy claro acerca de lo que puede ocurrir en Mosul.

Euronews:
El comandante que supervisa las fuerzas estadounidenses en Oriente Medio ha dicho que sus tropas no están coordinadas con las de Teherán, pero ha reconocido que han supervisado sus actividades. ¿Podemos concluir que hay un acuerdo tácito por el que Estados Unidos ha prácticamente dejado en manos de Irán las operaciones terrestres?

Houchang Hassaan-Yari:
Ese es definitivamente el caso. Lo importante es que no ha habido enfrentamientos entre Irán y las fuerzas estadounidenses, lo que significa que hay una coordinación. La cuestión que ha mencionado en la segunda parte de su pregunta, que es muy importante, es si Estados Unidos ha cedido el mando de las operaciones en tierra a Irán. Bueno, yo creo que en definitiva es así. Y eso se debe a que Washington no está dispuesto a involucrar a sus tropas de tierra en Irak y Siria y por tanto, agradece que lo haga cualquier otra fuerza, ya sean combatientes iraníes, iraquíes o Peshmarga. Esa es en definitiva su estrategia para derrotar al autoproclamado Estado islámico.