Última hora

Última hora

El Premio al Invento Europeo se lo llevó la comunicación inalámbrica del "NFC"

Leyendo ahora:

El Premio al Invento Europeo se lo llevó la comunicación inalámbrica del "NFC"

Tamaño de texto Aa Aa

Inventores de diferentes países y campos de la tecnología se dieron cita a principios de junio en Paris para asistir a la décima edición del Premio

Inventores de diferentes países y campos de la tecnología se dieron cita a principios de junio en Paris para asistir a la décima edición del Premio al Inventor Europeo, presentado por la Oficina Europea de Patentes, en cooperación con la Comisión Europea.
Un jurado internacional seleccionó quince finalistas de los cientos de proyectos.

Nuestro corresponsal en Paris:
“Los inventores que llegaron a la final pasaron por lo que tengo detrás de mí, este palacio histórico, el Palacio de la Bolsa. Tras una breve ceremonia conocimos a los ganadores.”

El premio “Logro de una Vida” lo ganó el inventor suizo Andreas Manz. El “Laboratorio en un chip” Hace posible llevar a cabo análisis médicos, químicos y biológicos en un chip de unos milímetros.

La tecnología de “Laboratorio en un chip” promete revolucionar la forma de diagnosticar y controlar una enfermedad. Es una forma rápida de hacer tests en lugares de difícil acceso o donde existen pandemias. Por ejemplo; para llevar a cabo un diagnóstico del sida, la malaria o enfermedades genéticas.

Andreas Manz, su inventor ha hablado acerca del proyecto:
“La ventaja principal de “Laboratorio en un chip” es que en algo muy pequeño cabe todo y va más rápido. Esto se llama ley de la escala. Por ejemplo, el movimiento de un elefante es muy lento y el de un ratón muy rápido. Pues es lo mismo para las moléculas : es un sistema pequeño, como un microchip, el análisis es más rápido”

El premio a las pequeñas y medianas empresas lo ganó Laura Van ‘t Veer, de Holanda.
Su invento es un test genético que permite identificar el cáncer de mama con más rapidez. Proporciona un diagnóstico cuando la enfermedad está en un estado poco avanzado.

Esta tecnología, que ya ha ayudado a 40.000 mujeres, evitaría que hasta un 30% menos de mujeres tuviera que pasar por un largo tratamiento. Esta herramienta y su inventora han sido galardonadas en la categoría Pyme

El “MammaPrint” determina el riesgo de metástasis de la paciente. Este aparato que empezó a utilizarse en 2007 evitó que hasta un 30% de mujeres tuvieran que pasar por un largo proceso de quimioterapia.

Nuestro corresponsal en Paris:
“¿Cuál es la ventaja para una mujer, para una paciente que se somete a este diagnóstico?

Laura Van ‘t Veer, su creadora, ha dicho:
“Las mujeres pueden renunciar a la quimioterapia si el riesgo de reincidencia es bajo. Eso evita que tengan que sufrir los efectos secundarios del tratamiento que les impide tener una vida normal durante un año. En el caso de las mujeres que necesitan la quimioterapia, su tratamiento será personalizado según el resultado del Mammaprint”.

Franz Amtmann de Austria y Philippe Maugars de Francia, recibieron el premio al Invento Europeo del año por el “NFC”, Near Field Communication, una función presente ya en muchos teléfonos móviles que permite conexiones instantáneas, bidireccionales y seguras.

El invento abrió un mundo de posibilidades en el mundo de la telefonía móvil. Por ejemplo para utilizar en el futuro carteras virtuales, controles remotos del hogar y acceso a zonas restringidas.

Nuestro corresponsal en Paris, habla con los ganadores:
“Con respecto al Wi-Fi y el Bluetooth, ¿cuál es la diferencia?

Philippe Maugars, su inventor responde:
“Si guardas un ticket del metro en tu móvil, vas a l metro de Paris y tu móvil se queda sin batería. Con el NFC puedes seguir utilizándolo porque el ticket puede ser analizado por la infraestructura del metro, cosa que no es posible con Bluetooth o Wi-Fi”.

Franz Amtmann, también inventó el producto. Él recalca:
“También funciona con aparatos pasivos que no tienen batería. Simplemente con tocarlo va directamente a la dirección de internet donde estaba almacenada la etiqueta”

Ludwik Leibler fue galardonado en la categoría de investigación. El vitrímero es un tipo de plástico que promete reducir la basura en los vertederos ya que se recicla con facilidad.

Los premios no europeos fueron a parar a China y Japón.

Más información:

https://www.epo.org/index.html