Última hora

Última hora

Gecko, el lagarto que nunca se moja

Leyendo ahora:

Gecko, el lagarto que nunca se moja

Tamaño de texto Aa Aa

Biólogos de la Universidad de Queensland han descubierto que la piel de algunas especies de largarto gecko puede repeler el agua automáticamente. No

Biólogos de la Universidad de Queensland han descubierto que la piel de algunas especies de largarto gecko puede repeler el agua automáticamente.

No es fácil percibirlo desde lejos, pero si nos acercamos, podemos ver claramente cómo las gotas de agua se acumulan en su piel.

Diminutos pelos en el cuerpo de este lagarto ayudan a concentrar el agua antes de repelerla.

Estos biólogos de Queensland han descubierto además que la piel de un gecko puede ser compatible con las células humanas.

“Este lagarto puede aceptar células humanas y, en particular, células de la piel. Por ello creemos que podría ser muy útil a la hora de realizar implantes”, explica una de las responsables del proyecto.

El equipo científico ha publicado recientemente detalles sobre su descubrimiento en una revista especializada. Detalles sobre las increíbles propiedades de la estructura de la piel de este largarto.

Además de repeler el agua, también se autolimpia, resiste a la suciedad y al polen y es capaz de eliminar todo tipo de bacterias.

Su piel es muy fina y flexible.

Por el momento, los biólogos de Queensland están desarrollando un producto con las mismas propiedades de la piel de un gecko. Intentan saber si la piel de este lagarto puede ser reproducida con fines médicos y científicos.

En el futuro, la industria textil también podría inspirarse en el descubrimiento de estos biólogos.