Última hora

Última hora

Grecia, a un paso del impago

El panorama que presenta Grecia este lunes es el siguiente: bancos cerrados y pensionistas, a sus puertas, queriendo sacar dinero. Una situación que

Leyendo ahora:

Grecia, a un paso del impago

Tamaño de texto Aa Aa

El panorama que presenta Grecia este lunes es el siguiente: bancos cerrados y pensionistas, a sus puertas, queriendo sacar dinero. Una situación que se repetirá hasta el próximo martes.

Los griegos solo pueden retirar 60 euros diarios de los cajeros, un límite que no se aplica a los turistas extranjeros.

Una situación que no gusta nada a esta pensionista “No pueden retener mi dinero. Hoy tenía que haber retirado mi pensión. ¿Cómo compro ahora? Nada es gratis, así que, ¿cómo puedo comprar lo que necesito?”, señala.

“Creo que la gente tiene más miedo del que debería. Esta situación durará algunos días pero las cosas mejorarán. La gente está haciendo cola en las gasolineras y supermercados sin razón. Hemos estado en el mercado y había gente comprando cosas como si hubiera una guerra”, apunta otra chica

Distintos modos de ver un mismo asunto. Eso a pie de calle. Mientras, en los despachos el gobierno de Alexis Tispras estaría decidido a ir un paso más allá y, según señala la agencia Reuters, no reembolsará los 1600 millones de euros que adeuda al FMI y que vencen este martes lo que, hipotéticamente, dejaría al país en situación de impago.

“Hay muchas cosas que dependen de las empresas”, señala un hombre. “De si serán capaces de pagar los sueldos a los empleados. Espero que haya un acuerdo. Todo parece muy complicado”. A lo que un pensionista añade: “El hecho es que los acreedores quieren estrangularnos. Nos han impuesto mucha presión. La cuestión es cuánto tiempo podremos resistir”.

Este lunes el gobierno de Tsipras ha dado a conocer el texto exacto que aparecerá en las papeletas del referéndum. Unas papeletas en las que el No figura por encima del sí.

“Los griegos tienen que decidir el futuro de su país en condiciones de profunda incertidumbre. Hasta ahora no hay un clima de tensión. El gobierno insiste en señalar que hay suficientes suministros de combustible. Pese a ello algunos están preocupados, y hacen cola para conseguirlo”, señala el corresponsal de Euronews.