Última hora

Última hora

La UE y su terrible desacuerdo en el reparto de inmigrantes

“El asilo no debe ser una lotería. Los Estados miembros de la Unión Europea tienen la responsabilidad compartida de acoger solicitantes de asilo de

Leyendo ahora:

La UE y su terrible desacuerdo en el reparto de inmigrantes

Tamaño de texto Aa Aa

“El asilo no debe ser una lotería. Los Estados miembros de la Unión Europea tienen la responsabilidad compartida de acoger solicitantes de asilo de una manera digna, asegurando que reciban un trato justo y que su caso sea examinado según normas uniformes para que no importe el lugar que elija el solicitante, ya que el resultado será similar”.

Así reza la política de asilo común de la UE, pero la realidad es muy distinta. Las cifras más recientes indican que Hungría aceptó sólo el 9 por ciento de las solicitudes de asilo, por un 94% de Bulgaria. Italia y Grecia con los países de la Unión donde llegó la mayoría de inmigrantes.

La Comisión Europea, en respuesta al aumento de las muertes de indocumentados en el Mediterráneo, puso en marcha un plan de acción para ayudar a aliviar la crisis, incluyendo una propuesta para reubicar y redistribuir a los inmigrantes y solicitantes de asilo.

El plan se centra en la reubicación de 40.000 inmigrantes que ya están en Italia o Grecia al resto de la UE, así como el reparto de otros 20.000 refugiados de fuera de Europa.
Inicialmente, Bruselas quería establecer el número de inmigrantes que debían acoger los países de la UE según la población, el PIB y el desempleo de los respectivos Estados.
Sin embargo, hubo una amplia oposición a la idea. España, Portugal, República Checa, Polonia, Eslovaquia, Hungría, Lituania, Letonia y Estonia se encuentran entre los países que se opusieron a las cuotas obligatorias.

Ahora los Estados de la UE han acordado cuotas voluntarias para la aceptación de inmigrantes y refugiados, pero los niveles de compromiso varían en toda la UE. Hungría dice que no aceptará a ningún indocumentado, mientras que Alemania asegura que acogerá a 10.500 inmigrantes procedentes de Italia y Grecia, 3.000 más de los propuestos inicialmente.

Para arrojar luz sobre el nivel de compromiso de los países en el asunto, buscamos el número de indocumentados que acogió cada Estado de la Unión y lo comparamos con el que inicialmente propuso la CE.

A Austria, por ejemplo, se le pidió que aceptara a 1.048 inmigrantes. No aceptó a ninguno, lo que le da un valor de -1.048.
Los países que más acogieron están en marcados en rojo, mientras que los que menos aceptaron están en azul (puede desplazarse por cada país para ver su valor).



También analizamos cuántos de los 20.000 inmigrantes de fuera de la UE se comprometieron a acoger cada Estado, tomando en consideración el número que propuso la CE basado en el PIB del país, sus niveles de desempleo y su población.

Los países de la UE que aceptaron más inmigrantes están en rojo, mientras que dieron la bienvenida a menos están en azul. El verde indica los países que aceptaron el número de indocumentados que se les pidió inicialmente (puede desplazarse por cada país para ver su valor).