Última hora

Última hora

Euronews entrevista a un soldado ruso capturado en el este de Ucrania

A pesar del alto el fuego firmado en febrero entre el Gobierno ucraniano y los rebeldes prorrusos la violencia se ha incrementado en el este de

Leyendo ahora:

Euronews entrevista a un soldado ruso capturado en el este de Ucrania

Tamaño de texto Aa Aa

A pesar del alto el fuego firmado en febrero entre el Gobierno ucraniano y los rebeldes prorrusos la violencia se ha incrementado en el este de Ucrania. Euronews ha entrevistado a un soldado ruso que explica cómo fue reclutado para ayudar a los separatistas en territorio ucraniano.

Vladimir Starkov fue detenido el pasado 25 de julio, cuando conducía un camión lleno de explosivos. Su misión era transportarlos dentro de la zona controlada por los rebeldes, entre Donetsk y Yasne. Pero se perdió y fue interceptado en un puesto de control ucraniano.

Ahora se encuentra en un centro de detención de Kiev.

“En el momento de la detención yo era un soldado de las Fuerzas Armadas de Rusia. Rango: comandante. Posición: jefe del servicio de armamento misil y artillería de la unidad militar rusa de Novocherkask”, decía Starkov.

Interrogado por las fuerzas ucranianas, afirmó que cerca de 2.000 soldados rusos están desplegados actualmente en el este de Ucrania.

Muchos de ellos no eran voluntarios, al igual que él. Cuando le ofrecieron trasladarse a la región rusa de Rostov no imaginó que serviría en el este de Ucrania.

“Nos reunieron en una sala de conferencias y nos anunciaron que nuestros puestos serían los que nos habían prometido, pero que prestaríamos servicio en Ucrania, en las repúblicas de Donetsk y Lugansk”, explica. “No podíamos informar de esto a nuestras familias”.

Starkov estaba a cargo de las armas. Cuando fue capturado, viajaba con documentos de identidad falsos y municiones que debía llevar a los separatistas.

“Este tipo de armas no han sido fabricadas en Ucrania. Y aquí podemos ver en los papeles que son propiedad del departamento militar ruso”, muestra Vitali Litvinenko, del servicio de prensa de las fuerzas ucranianas.

Tras su arresto Starkov intentó contactar con su familia, pero el teléfono no funcionaba. Euronews intentó llamar a su mujer, Larissa, con idéntico resultado y siempre con el mismo mensaje: “Lo sentimos, pero no se puede realizar este tipo de llamada”.

Ni el Ministerio de Defensa ruso ni la embajada en Kiev han respondido a las preguntas de euronews sobre la identidad de Starkov.

Rusia siempre ha negado haber enviado personal militar a combatir en Ucrania.

En mayo, cuando fueron detenidos otros dos soldados rusos, Moscú alegó que habían abandonado el Ejército.

Starkov está acusado de terrorismo.