Última hora

Última hora

"Sí a la paz, no a la guerra", gritan decenas de miles de japoneses

Sí a la paz, no a la guerra. Es el mensaje que decenas de miles de personas unas 120 000 según los organizadores han lanzado ante el Parlamento en

Leyendo ahora:

"Sí a la paz, no a la guerra", gritan decenas de miles de japoneses

Tamaño de texto Aa Aa

Sí a la paz, no a la guerra.
Es el mensaje que decenas de miles de personas unas 120 000 según los organizadores han lanzado ante el Parlamento en Tokio a Shinzo Abe.
El primer ministro conservador ha impulsado el cambio de la Constitución japonesa para permitir que el ejército pueda participar en misiones en el extranjero. Algo que el artículo nueve de la Carta Magna nacida tras la Segunda Guerra Mundial no permite. La reforma ya ha sido aprobada por el Parlamento y se espera sea ratificada por el Senado en septiembre, cámaras en las que la coalición de Abe tiene mayoría.

“Si yo describiera a Japón con una frase, sería que es una nación pacífica”, dice esta profesora universitaria. “Pero ahora mismo, está sucediendo lo inimaginable, algo nada realista que acabará con la paz. Ese temor se está extendiendo por el país”.

“Japón no debería luchar en guerras, sino construir buenas relaciones con sus vecinos asiáticos”.

Vecinos asiáticos como la imprevisible Corea del Norte o China. Tokio y Pekín se disputan la soberanía del archipiélago conocido como Diaoyu en chino y Senkaku en japonés. Patrullas de ambos países han protagonizado escenas de tensión en torno a estas islas, que se teme puedan derivar en enfrentamientos mayores.

La nueva ley también permitiría a Japón defender a sus aliados si son objeto de un ataque armado, especialmente a Estados Unidos, incluso si su territorio no es amenazado directamente. El ejército nipón también podría participar en misiones de paz de Naciones Unidas.

Tuit en el que un grupo defensor de la Constitución Japonesa actual se hace eco de la opinión mayoritaria de los nipones en contra de la reforma de la Carta Magna